Puede parecer una inocentada típica de las fechas, pero la cosa ha sido seria. Zac Efron está grabando una serie sobre sí mismo llamada Killing Zac Efron, es decir, «Matar a Zac Efron». Y, en el camino, efectivamente, casi muere. El actor de 32 años ha estado a punto de no poder contarlo, ya que ha sufrido una grave enfermedad que le ha obligado a parar el rodaje de la misma y a ser ingresado de urgencia. 

Según ha contado la prensa británica, justo antes de Navidad el actor tuvo que ser evacuado desde Papua Nueva Guinea en un avión medicalizado hasta Brisbane, en Australia. La prensa de ese país ha venido a llamarlo «un vuelo de vida o muerte». Al parecer, sufrió «una forma de tifus o de infección bacteriana similar» poco antes de Navidad. Una vez en la ciudad australiana, fue ingresado de urgencia en el hospital Saint Andrews y tuvo que recibir tratamiento durante varios días. La infección, que puede prevenirse en parte mediante una vacuna, puede estar causada por aguas o comidas contaminadas. Necesita de antibióticos, ingesta de líquido y atención médica durante días, incluso semanas.

Por suerte, Efron pudo curarse y se recuperó lo bastante como para volar a Estados Unidos en Nochebuena y celebrar las fiestas con su familia. Aunque los médicos no han podido dar datos sobre la situación del joven, al tratarse de información confidencial, sí que han explicado que trataron «a un ciudadano estadounidense en la treintena que acudió a Brisbane desde Papúa Nueva Guinea por necesidad de atención médica». 

En Killing Zac Efron, el actor de éxitos como High School Musical «realiza una inmersión en la jungla de una isla remota y peligrosa, sin red, durante 21 días», según ha contado el medio especializado The Hollywood Reporter. Para la aventura, que empezó a rodar a principios de diciembre, el intérprete lleva un equipaje mínimo y está acompañado de un guía local llamado Cyril Tara, que a primeros de mes afirmaba sentirse «muy feliz» de formar parte del proceso. 

Además de protagonizarlo, Efron es el productor ejecutivo del show, por lo que su dinero está en juego. De ahí que, como él mismo ha contado en sus redes sociales, ya haya vuelto a la carga. «Estoy muy agradecido por todos los que se han puesto en contacto conmigo. Enfermé en Papua Nueva Guinea pero logré recuperarme pronto y acabar tres semanas maravillosas allí. Estoy en casa de vacaciones con mis amigos y mi familia. Gracias por todo vuestro amor y vuestra preocupación, ¡nos vemos en 2020!», escribía en su cuenta de Instagram.

Como anunció el propio Efron en noviembre, estaba «emocionado de ponerse bajo circunstancias exxtremas y de buscar oportunidades» que le reten «a todos los niveles». «Estoy ansioso por explorar territorios sin descubrir y ver qué aventuras inesperadas me aguardan», contaba. El programa podrá verse en la futura plataforma Quibi, centrada en contenidos para móvil, que se lanzará la próxima primavera (en principio en EE UU) y en la que habrá más de 7.000 programas por un precio de cinco dólares.




Fuente: El Pais

A %d blogueros les gusta esto: