Portada

Una sentencia dicta que un repartidor de Glovo es falso autónomo y añade más confusión al marco legal


Un juzgado de Madrid ha dictado en una sentencia conocida este miércoles que un repartidor de Glovo es un falso autónomo y que existe una relación laboral con la empresa. La decisión, que trata un despido, choca con la publicada hace apenas una semana que decía lo contrario, por lo que añade más confusión a la situación legal de los trabajadores.

Hasta el momento, se han dictado dos sentencias en Madrid que dan la razón a Glovo y dicen que no son falsos autónomos. La conocida ahora va en sentido contrario y en la línea de la dictada por un juzgado de Valencia, pero que en este caso trata sobre repartidores de Deliveroo. Así, poniendo la atención en Glovo, cuenta con dos sentencias a favor de sus intereses y una en contra.





En este sentido, no se prevé que hasta dentro de tres años se de una sentencia de casación que de forma definitiva aclare el panorama legal de los trabajadores del sector, según fuentes jurídicas.


Fin de las relaciones

El trabajador fue despedido tras participar en una huelga, según la defensa

Respecto a la sentencia de hoy, que corresponde al Juzgado de lo Social número 33 de Madrid y trata sobre el despido de un trabajador supuestamente por participar en una huelga espontánea realizada en septiembre de 2018, recoge que “la relación de trabajo de los repartidores es laboral, aplicándose en toda su extensión a la misma las normas laborales y de Seguridad Social propias del trabajo asalariado”, según un comunicado de UGT, que ejercía la defensa.




Fuente: LA Vanguardia

Comentar

Click here to post a comment