Una decena de personas resultaron heridas de diversa consideración ayer noche en el barrio de Sant Narcís de Girona después que un conductor perdiera el control de su vehículo, se subiera en la acera y colisionara contra parte de la gente que estaba sentada en la terraza del bar Remei.

El siniestro tuvo lugar poco después de las once y cuarto de la noche cuando, según apuntan fuentes de la investigación, pero todavía se está averiguando, dos coches tuvieron una especie de “pique” en la vía de doble carril, uno avanzó al otro a gran velocidad, un conductor novel, y perdió el control del turismo a la altura de la calle Mare de Déu del Remei y calle riu Güell, se subió a la acera, circuló unos cuantos metros e impactó con las mesas de un de los lados de la terraza del bar.

Como resultado de la embestida diez personas resultaron heridas de diversa consideración, entre ellas la de mayor gravedad, una niña de 4 años que fue trasladada al Hospital Josep Trueta de Girona en helicóptero y donde la atendieron de las heridas que presentaba.

Al lugar acudieron diversas ambulancias del Sistema de Emergencias Médicas (SEM) que trasladaron al resto de los heridos, entre los que estaba el conductor accidentado, entre el Hospital Santa Caterina de Salt y el Trueta de Girona.

Según fuentes municipales dos de los heridos presentaban heridas de mayor gravedad que el resto, aunque, inicialmente, no corría peligrola vida de ninguno de ellos.

La Policía Local de Girona, que se hizo cargo de la investigación del hecho, practicó la prueba de la alcoholemia al conductor, que dio 0.0 y por lo tanto no fue detenido.

Hasta el Hospital Josep Trueta acudió la alcaldesa accidental de Girona, Maria, Àngels Planas, para interesarse por el estado de los heridos. No obstante la alcaldesa Marta Madrenas, que está de vacaciones, estuvo al corriente desde el primer minuto del siniestro.




Fuente: El Pais

A %d blogueros les gusta esto: