Especialista en reinventarse cada temporada casi por obligación, el Espanyol ha vuelto a encontrar petróleo con tres futbolistas que han despegado a las órdenes de Rubi. Son Marc Roca, Mario Hermoso y Borja Iglesias y cada uno de ellos corresponde a los tres caminos que el club blanquiazul ha ido perfeccionando para minimizar el impacto de sus constantes fugas de talento: apostar por la cantera, una buena política de cesiones y mirar a Segunda en busca de tesoros.

Sin embargo, en las dos últimas décadas, en el Espanyol los futbolistas jóvenes que destacan acostumbran a durar poco. Eso da cierto aire de eventualidad a la planificación del equipo. A seis puntos de la séptima plaza a falta de 9 por disputarse, el club, en una decisión de márketing, ha querido combatir esa falta de objetivo claro con el estreno de la camiseta de la temporada que viene esta tarde en la visita del Atlético a Cornellà. Hermoso, Roca y Borja Iglesias se la pondrán hoy sin saber a ciencia cierta si la defenderán en la Liga 2019-20. Su continuidad sería un espaldarazo al proyecto de Chen Yansheng.






El cuarto año de Chen

Hermoso, Roca y Borja Iglesias han despegado con Rubi y su continuidad daría estabilidad al proyecto

A los 23 años, Mario Hermoso es el jefe de la defensa, lo que incluso le ha llevado a la internacionalidad de la mano de Luis Enrique (2 partidos contra Bosnia y Malta). Marc Roca tiene 22 años y se ha consolidado como pivote en la medular de Rubi. Mientras que Borja Iglesias, de 26, es el cuarto goleador español de la Liga con 13 tantos, sólo por detrás de Aspas, De Tomás y Jaime Mata.

Para el centrocampista y el delantero, que debutaba en la categoría, esta ha sido la primera temporada como titulares indiscutibles. El defensa central ya jugó 22 partidos desde el inicio en el anterior campeonato. La calidad de los tres está demostrada, hasta el punto que sus cláusulas no parecen repelentes. Borja Iglesias, que ya tuvo ofertas en invierno de la Premier, vale 28 millones y Roca y Hermoso tienen un precio de salida de 40 millones, aunque el central sólo le costaría 7,5 al Madrid si lo quisiera recomprar, opción que se ha puesto varias veces sobre la mesa en el Bernabeu.


Futbolistas con novias

El delantero ya tuvo ofertas en invierno de la Premier y el defensa costaría menos de 10 millones al Madrid

El club madridista, por ejemplo, no dejó prestados más de una temporada a Iván Helguera (1999), Lucas Vázquez (2015) y Marco Asensio (2016). Un poco más se extendió la estancia de Callejón, que estuvo tres temporadas hasta que volvió a la casa blanca en 2011.

Entre los canteranos, el que menos disfrutó la afición periquita antes de que volase del nido fue Capdevila, que sólo jugó un año en Primera antes de que el Atlético se fijase en él (1999). En su día, Lardín (1997) y Sergio (2001) tardaron tres años a dar el salto. El episodio de Tamudo con el Glasgow Rangers fue tras un curso y medio en el primer equipo. El delantero se convirtió en un símbolo hasta ser el jugador con más partidos en Primera (340) y más goles (129).





En el caso de promesas argentinas como Maxi Rodríguez (2005), Zabaleta (2008), Pareja (2010) y Osvaldo, aunque jugase con Italia (2011), el Espanyol les sirvió de trampolín en dos o tres temporadas. Pese a eso, dejaron una gran huella en la grada.

Curiosamente el Atlético, el rival de hoy, es uno de los equipos que más han bebido de la fuente blanquiazul, aunque ninguno con Diego Simeone en el banquillo. Ya con el Barça campeón, el Cholo aseguró ayer que el objetivo es asegurar la segunda plaza: “Todos cuando competimos buscamos llegar a lo más alto. Si no puedes salir primero, tienes que intentar ser segundo. Al Barcelona hay que felicitarlo por la regularidad y la contundencia con la que compitió. El objetivo es estar lo más cerca posible del campeón”. Con un punto en las tres jornadas que restan, los colchoneros se aseguran la segunda plaza y dejan al Madrid tercero, algo que ya sucedió la temporada pasada.








Fuente: LA Vanguardia

A %d blogueros les gusta esto: