“Madrid se puede convertir en la capital global de los eSports”, ha exclamado enérgicamente Jordi Roig, productor ejecutivo de Blast Pro Series durante la presentación de esta competición, que se celebra por primera vez en Madrid (en el pabellón Madrid Arena) el 10 y 11 de mayo. Los amantes de los videojuegos podrán disfrutar del evento que llega a España tras haber pasado por São Paulo, Copenhague o Estambul con una novedad: la participación de un equipo español.

La dirección de Blast Pro Series hasta ahora seleccionaba a los participantes por invitación. “Siempre elegimos a los mejores equipos del mundo”, asegura Frederikke Wacker, relaciones públicas de Blast Pro Series. Pero en las 12 ediciones que se llevan celebrando desde 2017 no había participado nunca un equipo español. Ahora Movistar Riders, Vodafone Giants, Cream Esports, Dragons E.C y Team Queso tendrán la oportunidad de alzarse con el título de campeones del mundo de Counter Strike (CS:GO).

Estos equipos se enfrentarán en un torneo clasificatorio previo a la competición internacional. El 10 de abril jugará online (en una serie al mejor de tres mapas) Vodafone Giants contra Cream Esports a las seis de la tarde y Dragons E.C contra Team Queso dos horas después. La semifinal se realizará el 17 de abril (también online) entre los vencedores de ambas partidas y la final será contra Movistar Riders (que tiene el privilegio de saltarse la fase previa por haber ganado la primera vuelta de la Superliga Orange de Counter Strike) el 10 de mayo en el pabellón Madrid Arena.

El vencedor se incorporará a la competición como sexto equipo, junto a los ya confirmados: el conjunto danés Astralis (campeón de la anterior edición celebrada en São Paulo), el ucraniano Natus Vincere, el sueco Ninjas in Pyjamas y dos agrupaciones más que se anunciarán esta semana. El equipo ganador será premiado con 250.000 dólares (222.000 euros).

Blast Pro Series

España tiene una oportunidad para demostrar su potencial en Counter Strike e impulsar el talento de los equipos de eSports españoles. El torneo se retransmitirá en más de 135 países de los cinco continentes y el evento “será un gran altavoz para Madrid y los eSports en España”, ha asegurado Jordi Roig, productor ejecutivo de Blast Pro Series.

Las entradas ya están disponibles por 22 euros (grada alta), 27,50 euros (grada), 38,50 (grada baja), 49,50 euros (pista) y 88 euros (zona blast, es decir, al lado del escenario). “Debemos apoyar esta industria que se está convirtiendo en una oportunidad de empleo para la gente joven. Madrid y España tienen la oportunidad de ser relevantes en un nuevo territorio”, ha concluido Fernando Piquer, fundador y CEO de Movistar Riders.




Fuente: El país

A %d blogueros les gusta esto: