Cultura

Spike Lee y Terry Gilliam, entre las estrellas invitadas al Festival de Los Cabos | Cultura


El terror de los afroamericanos en EE UU en tiempos del Ku Klux Klan llegará hasta el festival de Cine de Los Cabos, de la mano de Spike Lee y su última película Blackkklansman (Infiltrado en el KKKlan). El cineasta estadounidense, conocido por largometrajes como Malcolm X o La última noche, será una de las estrellas invitadas a este certamen que se celebra del 7 al 11 de noviembre y en el que recibirá un premio por su contribución a la historia del cine. Especialmente combativo con Donald Trump, Lee hará el estreno latinoamericano de esta cinta en Los Cabos, una zona cercana a la frontera con Estados Unidos, y a una de las puertas de entradas de los migrantes latinos, la comunidad que más sufre el desprecio del presidente estadounidense.

“Es un honor para el festival que esté aquí. Nos emociona tener a una persona tan congruente entre lo que dice y hace como Lee”, ha señalado en una rueda de prensa Maru Garzón, directora artística del certamen.

Entre los homenajeados en esta séptima edición también se encuentra Terry Gilliam. El miembro del grupo humorístico Monty Python presentará en el certamen su particular versión de la novela más conocida de Miguel de Cervantes con The man who killed don Quixote (2018), un proyecto al que ha dedicado casi tres décadas y que parecía no ver el final nunca.

Uno de los hilos conductores entre ambas películas, el actor Adam Driver, también estará presente en este festival. Driver, que protagoniza Blakkklansman y The man who killed don Quixote, recibirá en Los Cabos un homenaje por su trabajo en el cine. El actor, que antes de adentrarse en el séptimo arte fue marine, ha trabajado con cineastas como Martin Scorsese, Steven Spielberg o Clint Eastwood y ha participado en la saga de Star Wars interpretando a Kylo Ren.

Los Cabos hace, en esta ocasión, un guiño a otro festival hermano que también se celebra en territorio norteamericano. El certamen rendirá tributo a Piers Handling, que ha formado parte durante 23 años de la dirección del festival internacional de Cine de Toronto. “Ha sido una piedra angular para la visibilidad del cine independiente norteamericano”, ha señalado Alejandra Paulín, directora ejecutiva del festival.

Aunque fuera de concurso también se podrán ver en Los Cabos, 3 minute Hug de Everardo González, Bayoneta de Kyzza Terrazas -que narra la historia de un boxeador mexicano en Finlandia-, Las niñas bien, de Alejandra Márquez Abella, y Roma, de Alfonso Cuarón, que se llevó el León de Oro en Venecia.

Un festival en el que competirá Pájaros de verano, antes de que sus directores, Cristina Gallego y Ciro Guerra, fijen la mirada en los Oscar. El largometraje, que cuenta los orígenes del narcotráfico en Colombia, es una de las candidatas a estar nominada a Mejor película de habla no inglesa en los galardones de Hollywood.

Fausto (Andera Bussmann), ganadora de un premio especial del Jurado en Locarno, también competirá en este festival, en el que We the animals de Jeremiah Zagar, aspira a llevarse uno de los galardones tras haber recibido el Next Innovator Award en Sundance.

La séptima edición de Los Cabos traerá también hasta el sur de la Península de Baja California, el cine más feminista de Norteamérica. Seis de las 14 películas que compiten en el certamen han sido dirigidas por una mujer y en el 41% de los largometrajes seleccionados, ellas son las protagonistas. Así ocurre en Pájaros de Verano, en Clases de Historia (Marcelino Islas) o en Lemonade (Ioana Uricaru). Una cinta que compitió en el Festival de cine de Berlín y que narra los esfuerzos de una inmigrante rumana por seguir en Estados Unidos. Skate Kitchen también se centra en ellas y en su batalla por hacerse hueco en un ambiente esencialmente masculino, el de una pista de patinaje en Nueva York. Una cinta de Crystal Moselle que estuvo nominada en el festival de Sundance. El drama de la violencia en México lo acercará Julio Hernández Cordón (Te prometo anarquía) a través de Cómprame un revólver que cuenta la historia de una niña que tendrá que enfrentarse a los capos locales ante las amenazas que se ciernen sobre su familia.

Un certamen que trata de sortear las vallas fronterizas que se erigen entre los tres países de Norteamérica. El festival de cine de Los Cabos reúne películas producidas en México, Estados Unidos y Canadá, para que a pesar de las cercas que separan los tres países se pueda “ver lo que están haciendo los vecinos”, como dice su lema. Trata de tender puentes en momentos como el actual, en el que se habla de construir muros y se envían a más de 5.000 soldados para fortificar la frontera.




Fuente: El país

Comentar

Click here to post a comment

injerto
injerto