El 75 % de las mujeres encarceladas ha sido víctima de violencia machista y en muchos casos han cometido los delitos por los que cumplen condena inducidas por sus agresores, una dura realidad contra la que lucha, dentro de las cárceles españolas, el programa terapéutico Ser Mujer.

Las mujeres suponen el 8 % de la población presidiaria de España, y como la mayoría de ellas ha estado en situaciones de vulnerabilidad extrema, Instituciones Penitenciarias puso en marcha, con el apoyo del Instituto de la Mujer, un programa terapéutico con la intención de ayudar desde la propia prisión a las víctimas de la violencia de género.




Fuente: Agencia Efe

A %d blogueros les gusta esto: