El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, ha decidido anticipar su vuelta a España desde Sibiu (Rumanía), como consecuencia del “estado preocupante” del exvicepresidente y exsecretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba. Así lo han confirmado fuentes de Moncloa después de la precipitado abandono del jefe del Ejecutivo de la cumbre europea informal, a pesar de que aún tenía previstas varias reuniones bilaterales.

Sánchez pretende seguir la evolución de Rubalcaba desde España y volver para “estar con la familia” de su antecesor al frente del PSOE. De hecho, el retorno se produce poco después de conocer el nuevo parte médico que apunta a un empeoramiento en el estado de salud de Rubalcaba tras haber sufrido un ictus que le mantiene ingresado en el Hospital Universitario Puerta de Hierro de Majadahonda en un estado de “extrema gravedad”.





Desde Rumanía, Sánchez manifestó su deseo de que el exsecretario general socialista se repusiera de su dolencia, pero las malas noticias desde Madrid le han hecho cambiar sus planes a última hora. Hasta el momento de regresar, el presidente en funciones había mantenido varias reuniones con sus homólogos de Bélgica, Países Bajos y Portugal y tenía previsto seguir con estos encuentros para acabar su estancia en Rumanía con una rueda de prensa.




Fuente: LA Vanguardia

A %d blogueros les gusta esto: