Pau Donés ya avisó a finales del año pasado que se iba y lo haría lejos. Y ha cumplido su palabra. El pasado enero se despidió de la música tras pasar por un cáncer; también lo hizo de las redes sociales, cuando borró por completo su rastro tanto de Instagram como de Twitter y Facebook. Y a mediados de año hizo las maletas para mudarse a California. Aparte de familiares y amigos, lo único que seguía atando al vocalista de Jarabe de Palo a España era el refugio que se construyó a su gusto en el Pirineo catalán y que ahora ha puesto a la venta por 2,3 millones de euros.

Dicen de ella que no hay una propiedad igual en todo el Valle de Arán. Quizá por eso el cantante la compró en el año 2000, aunque en aquel momento no eran más que tres bordas —construcción del Pirineo empleada para resguardar al ganado o almacenar productos agrícolas— abandonadas que el cantante reformó con una mezcla de estilos antiguo y moderno. El resultado es esta propiedad con una parcela de 6.000 metros cuadrados y 912 construidos ubicada en el idílico pueblo de Betlan (Lleida), a cinco minutos de la capital de Vielha y a 15 de la estación de esquí Baqueira Beret.

Dos de las estancias de la casa de Pau Donés en Betlan (Lleida). E&V

La residencia principal tiene 341 metros cuadrados. El diseño abierto es su identidad. La piedra vista de las paredes y la madera de las vigas dan forma a una casa con tejado a dos aguas rodeada de un entorno natural de bosques y montañas. Su interior alberga sala de estar, cocina y un comedor con paredes de cristal que ofrecen vistas privilegiadas a las montañas. Varias estancias de la vivienda cuentan con chimenea. También se disponen siete dormitorios y seis baños. El principal cuenta con un baño central situado junto a la cama. La zona de gimnasio y sauna suman 256 metros cuadrados, que incluyen un estudio de grabación profesional del que salieron muchos de los últimos grandes éxitos de Jarabe de Palo.

La casa que Pau Donés pone a la venta en Betlan (Lleida).
La casa que Pau Donés pone a la venta en Betlan (Lleida). E&V

En la parcela también se alza una residencia de invitados que tiene 229 metros cuadrados y un aparcamiento de 89 metros para varios coches. El jardín, de 6.000 metros cuadrados, presenta una particularidad: hay una casita hecha en un árbol, comentan en la compañía inmobiliaria Engel & Völkers que se encarga de la venta. Quizás la pequeña morada donde Sara, la hija de Donés, pasaba las tardes de juego mientras su padre actuaba en algún lugar del mundo. Eso podría ser hace unos años, pues ahora, con 15, disfruta de su tiempo con el cantante, con quien vive en California. Ella fue uno de los principales motivos por los que Pau Donés decidió retirarse durante un tiempo de la música. «A lo largo de mi carrera musical he intentado parar tres veces, una de ellas cuando nació Sara. Pero esta vez es en serio. No pude disfrutar de su infancia y no quiero perderme su adolescencia”, reconoció el cantante en una entrevista con EL PAÍS en octubre de 2018.

Además de su hija, el vocalista de Jarabe de Palo también se llevó a su retiro como acompañantes la guitarra, su fiel compañera, y la tabla de surf, su última afición. Precisamente a este deporte se ha dedicado los últimos meses. En más de una ocasión ha admitido que ha sido una gran vía de escape para el cáncer de colon que le detectaron en 2015 y que, después de varias operaciones, en 2017 volvió a resurgir. Según admitió recientemente a La Vanguardia, ha estado formando parte de un ensayo clínico en el Vall d’Hebron de Barcelona, y ahora continúa con él en otro hospital californiano.

Una de las estancias de la casa de Pau Donés en Betlan (Lleida).
Una de las estancias de la casa de Pau Donés en Betlan (Lleida). E&V

Otra prueba, además de su insaciable optimismo y buen humor, de que se encuentra bien de su enfermedad ha sido su regreso esporádico a los escenarios. Fue el pasado 23 de diciembre, cuando ofreció dos conciertos solidarios en la sala Luz de Gas de Barcelona. Se trata del segundo año consecutivo que Donés organiza este evento para recaudar fondos para la investigación del cáncer. El año pasado estuvo acompañado de artistas como Manolo García, Luz Casal y Rosana, entre otros. Para este ha decidido contar con todos los músicos que han tocado junto a él en Jarabe de Palo a lo largo de sus más de 20 años de carrera.




Fuente: El Pais

A %d blogueros les gusta esto: