A sus 22 años el polifuncional atacante colombiano Lorenzo Orellano tendrá una oportunidad de oro para demostrar su talento en el Alcorcón de la segunda división española, al que se vinculará a principios de agosto con la mirada puesta en sobresalir y abrirse paso en la elite del fútbol europeo.

Nació en Cartagena de Indias sin su antebrazo izquierdo; se formó en la misma escuela que lo hicieron futbolistas como Wilmar Barrios, centrocampista del Zenit ruso, y Yesus Cabrera, creativo del América de Cali, y debutó en 2015 en un partido de Copa Colombia contra el Junior con el desaparecido Uniautónoma cuando tenía 17 años.




Fuente: Agencia Efe

A %d blogueros les gusta esto: