El Barcelona, con un excelso Lionel Messi, selló el billete de su equipo para los dieciseisavos de final de la Liga de Campeones tras superar 3-1 al Borussia Dortmund, en una jornada en la que el vigente campeón, el Liverpool, no pudo con el Nápoles en Anfield (1-1) y aplazó su clasificación para el último día mientras que el Leipzig, con dos tantos agónicos de Emil Forsberg al Benfica, selló su pase.

Los hombres de Ernesto Valverde volvieron a mostrar un fútbol lejano a su mejor versión, pero el despliegue de Messi acabó con la resistencia del Dortmund, que durante muchos tramos del partido llevó la manija del juego. Sin embargo, no mostró la misma contundencia que el Barcelona y se quedó sin puntos.




Fuente: Agencia Efe

A %d blogueros les gusta esto: