Miles de europeos que se encontraban fuera de sus países, sobre todo por turismo, están tratando de regresar apresuradamente ante el aumento notable de casos de COVID-19 y las medidas restrictivas, sobre todo de cuarentena, impuestas por diversos gobiernos para intentar frenar lo que parece una segunda ola generalizada de la pandemia.

Países como Francia, Reino Unido, Alemania o España son algunos de los más afectados -ya sea se forma activa o pasiva- por las nuevas medidas, que pueden generar un movimiento masivo de personas, muchas de las cuales habían decidido desplazarse a pasar unos días de vacaciones y ahora temen quedarse confinadas en su lugar de destino, o bien soportar una cuarentena estricta a su regreso a casa.




Fuente: Agencia Efe

A %d blogueros les gusta esto: