El presidente del tribunal que enjuicia la causa del ‘procés’, Manuel Marchena, ha ordenado desalojar la sala a los poco más de 20 minutos de iniciarse la jornada de este miércoles. La razón fue la indisposición de Paco, el funcionario encargado de proyectar los documentos y vídeos durante el proceso.

Marchena ha ordenado interrumpir el proceso mientras declaraba el primer testigo de la jornada, el agente de la Policía Nacional instructor de las actas del distrito de Les Corts de Barcelona y de Sabadell. Cuando pasaban 20 minutos de la sesión, el magistrado ha interrumpido el proceso para que el funcionario indispuesto pudiera recibir atención médica. Una vez detenida la sesión, el se ha llamado al médico forense del tribunal para que pudiera atenderle.






Paco presentaba un aspecto más pálido de lo habitual y un dolor en el pecho, pero el médico ha descartado cualquier gravedad y el juicio se ha reanudado

Paco es el auxiliar del tribunal que se encarga de proyectar los documentos y vídeos durante el proceso. Celoso de su intimidad y preocupado por no salir en las imágenes del juicio, se sitúa habitualmente en la parte izquierda del tribunal, detrás de los fiscales.

Fuentes de la sala han explicado que Paco presentaba un aspecto más pálido de lo habitual y un dolor en el pecho. Aún así ha podido salir de la sala por su propio pie y el médico que le ha atendido ha descartado algo grave. Al parecer, el funcionario ha sufrido un espasmo, según fuentes jurídicas.

El proceso se ha reanudado después de que el funcionario haya podido volver, apenas 15 minutos después, sin mayor incidencia. Marchena ha reanudado el juicio tras explicar que Paco, que es “una pieza indispensable en la infraestructura de esta vista”, estaba indispuesto pero “ya está bien”.


¿Te parece bien cómo se desarrolla el juicio del Procés?




Total votos: 0








Fuente: LA Vanguardia

A %d blogueros les gusta esto: