El presidente argentino, Mauricio Macri, y el candidato presidencial peronista Alberto Fernández, favorito en los sondeos, se lanzaron este domingo duras críticas a cuenta de la corrupción en el último debate electoral, que se celebró a una semana de los comicios.

Con todos los sondeos en su contra y tras el adverso resultado que obtuvo en las elecciones primarias de agosto pasado, Macri se situó a la ofensiva y atacó a su principal rival, Alberto Fernández, que lleva como candidata a la vicepresidencia a la exmandataria Cristina Fernández de Kirchner (2007-2015), quien afronta varias causas judiciales por presunta corrupción durante su Gobierno.




Fuente: Agencia Efe

A %d blogueros les gusta esto: