Deporte

Luis Enrique: «Habrá evolucion, no revolución»


Como si fuera a recibir un premio, Luis Enrique apareció desde el fondo del salón Luis Aragonés de la Ciudad del Fútbol de Las Rozas para ser presentado como nuevo seleccionador español. En realidad, es un premio para él. “Como entrenador siempre he manifestado que era uno de los cargos que siempre me habían ilusionado. No me pronuncié así con ningún club”, reconoce el nuevo técnico de la Roja.

Luis Rubiales, el presidente de la Federación, buscaba un seleccionador con mano dura, que impusiera su carácter en el vestuario. “Si hay que poner mano dura no me asusta”, reconoce Luis Enrique, pero su discurso fue más conciliador, más tranquilo de lo que acostumbraba en sus clubes, consciente de que ahora es el entrenador de todos los españoles, de los jugadores y de los aficionados. Lo que sí ha cambiado es el peso de los futbolistas. Ni Rubiales ni él han hablado con los futbolistas en los últimos días, aunque ambos reconocen que son “los más importantes”, pero siempre dentro del campo. Ni siquiera el capitán, Sergio Ramos, ha sido consultado en estos días por el seleccionador o el presidente. Sin embargo, reconoce Luis Enrique que una de las cosas que más le gustan de su trabajo es “hablar con los jugadores”. “Son jóvenes, te transmiten entusiasmo, ilusión, pero el jugador siempre tiene una visión individual de lo que es del deporte. Me gusta consensuar, pactar las cosas que se puedan pactar. El objetivo es facilitar las cosas a los jugadores, ayudarles al máximo. Pero hay cosas que son trabajo del seleccionador y para eso estoy”, afirma. “No soy amigo de poner muchas normas, pero sí habrá unas normas básicas para que no sea un cachondeo”, admite.

Luis Enrique llega con la idea de que España mantenga su estilo, que siga siendo protagonista en el juego, pero con la intención de “dar una vuelta de tuerca” y con palabras de respeto y reconocimiento hacia sus antecesores, Julen Lopetegui y Fernando Hierro. “La idea es evolucionar, como sucedió en el Barcelona. No hay que hacer una revolución sino una evolución”, admite. Y en esa evolución se trata de mejorar el trabajo de finalización, la presión tras pérdida y el balance defensivo. “Gracias a Luis encontramos lo que somos de verdad, somos jugadores talentosos, no muy fuertes físicamente, pícaros, pillos, listos, pero me gusta lo que veo, España juega bien al fútbol”, admite.

No se pronunció sobre la continuidad de jugadores como Sergio Ramos o De Gea, pero sí sobre Piqué, aunque admite que tampoco ha hablado con él. “Éste sí que es un caso diferente porque es el caso de un jugador que se ha pronunciado sobre su deseo de abandonar la selección. Yo creo que hay que analizarlo de manera individual. Me gustaría poder contar con todos los jugadores y Piqué ha demostrado su rendimiento en la selección a lo largo de los años. Pero hay que respetar el sentimiento que tenga cada jugador”, admite. Igual que asume la marcha de Iniesta. “Andrés ha sido casi como un hermano pequeño cuando éramos compañeros. Cuando he sido entrenador ha sido uno de los que más han ayudado. Es uno de los mejores de la historia del fútbol mundial, pero inicia una nueva aventura. Me hubiera gustado tener al Andrés Iniesta de los 25 o 26, pero hay que respetar las decisiones de los jugadores”, asegura. Luis Enrique reconoce que ya trabaja con una lista de 70 jugadores y que en su primera lista, que se hará pública el 31 de agosto para enfrentarse a Inglaterra y Croacia “habrá sorpresas”.

Junto a Luis Enrique fue presentado su cuerpo técnico: Robert Moreno, el segundo entrenador; Jesús Casas, tercer entrenador; Rafel Pol, preparador físico; y Joaquín Valdés, psicólogo. “Todos estamos de acuerdo en que la cabeza es lo más importante para competir. El psicólogo es la única persona que ha trabajado conmigo en todos los clubes. Es una opción que siempre damos a los jugadores buscando su beneficio. Es una de las armas que les daremos, que vaya al psicólogo ara mejorar su rendimiento, para solucionar un problema en competición o en su casa, pero siempre de manera voluntaria. Lo que buscamos es ayudar al máximo a los futbolistas”, admite. Una de las bases para poder recuperar los éxitos de la selección.




Fuente: La Razón

Comentar

Click here to post a comment