España

Los yihadistas detenidos en Barcelona estaban en el aeropuerto de Bruselas el día del atentado


El juez de la Audiencia Nacional Eloy Velaco acordó ayer el ingreso en prisión de tres de los nueve supuestos yihadistas detenidos el pasado martes en Barcelona, a dos de los cuales se relaciona con los atentados en el aeropuerto de Bruselas en marzo de 2016.

El magistrado ha acordado esa medida para Mohamed Lamsalak y Youssef Ben Hammou, a quienes imputa un delito de pertenencia a organización terrorista (al primero, además, le atribuye otro delito de tráfico de drogas) y Ahmed Aafoualah Beliuafz, en su caso por tenencia de armas y un delito contra la salud pública. Otros dos detenidos también ingresaron en prisión, porque estaban reclamados por los juzgados de Cataluña. Los cuatro restantes quedaron en libertad, pero deberán comparecer una vez al mes en el juzgado más próximo a su domicilio.

En las comparecencias estuvo presente la jueza belga que investiga los atentados de Bruselas, quien pudo interrogar a Ben Hammou y Lamsalak, a los que se relaciona con personas vinculadas con los atentados del aeropuerto y metro de Bruselas. Según la investigación conjunta llevada a cabo por España y Bélgica, ambos estaban en Bruselas los días anteriores al atentado: llegaron a la capital belga el 16 de marzo de 2016 y se marcharon el 23, un día después del ataque terrorista en el que fallecieron 32 personas.

Los dos supuestos yihadistas negaron ayer cualquier relación con los atentados de París y Bruselas, aunque los agentes analizan ahora el material informático incautado y sus huellas y ADN en busca de indicios de su posible participación en los hechos.

Los dos detenidos reconocieron que se encontraban en el aeropuerto cuando estallaron las bombas, pero negaron su participación en los hechos. Fueron a Bruselas, según aseguraron al juez, a comprar un vehículo. Pero los investigadores intentan dilucidar ahora si ese dinero estaba destinado a financiar el atentado o a facilitar la logística de huida posterior. En esos mismos días, según explicaron, estuvieron con el primo de los autores materiales del atentado, que se inmolaron en la acción terrorista, a quienes insistieron que no conocían.

Cuatro días antes del atentado en el aeropuerto de Bruselas, el 18 de marzo del pasado año, fue detenido en la capital belga Salam Abdeslam, el terrorista huido que participó en el atentado de la parisina sala Bataclan, un arresto que, según fuentes de la investigación, precipitó el atentado del aeropuerto de Bruselas.

A Ben Hammou se le ha incautado en su domicilio de Barcelona una fotocopia de una hoja de Google Maps en la que está marcado el recorrido realizado por Abdeslam desde la localidad alemana de Searbruken hasta Bruselas. A su vez, el primo de los dos terroristas inmolados tenía en su domicilio las llaves de un piso de París utilizado por los terroristas que cometieron el atentado en la sala Bataclan.

El juez Velasco abrió diligencias hace unos meses a petición de la jueza belga que instruye la investigación por el atentado perpetrado en el aeropuerto de Bruselas, quien habría encontrado relación entre estos arrestados y los presuntos responsables del ataque terrorista.




Fuente: La Razón

Comentar

Click here to post a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *