Salud

Los mejores tratamientos estéticos para el cuidado de la cara

tratamientos estéticos para el cuidado de la cara

La medicina estética permite muchas mejoras en el cuerpo pero también en la cara que puede redefinir. Gracias a los diferentes tratamientos es posible refinar los contornos del rostro de una manera natural y armoniosa. Le sugerimos que descubra en este artículo los métodos más efectivos en esta materia. Consejos Escritos por IANG Tratamientos de Belleza en Alcalá de Henares.

Doble mentón, mejillas voluminosas, exceso de grasa en la mandíbula, algunas personas con un cuerpo delgado o que han experimentado una pérdida de peso significativa todavía tienen una cara redonda y poco atractiva o no se corresponden con el resto de su anatomía. A veces recurren a la medicina estética para resolver su problema.

Gracias a diversos métodos, algunos quirúrgicos y otros no, es posible afinar el rostro, obtener una piel más luminosa y firme y estilizar sus rasgos. Encontrarás en este artículo los mejores tratamientos para remodelar el rostro y mostrar un aspecto más armonioso y joven, más en adecuación con el resto del cuerpo.

Bichectomía: un procedimiento quirúrgico para refinar el área de la mejilla

La Bichectomía es una operación para remover bolas de Bichat, depósitos o bolas de grasa que todos tenemos a nivel de las mejillas. Dependiendo de su tamaño, definen nuestro rostro, que aparece más o menos redondo o delgado. Por lo tanto, la eliminación de estas bolas de grasa puede ser una buena solución para refinar el rostro y estilizar sus contornos.

El procedimiento es muy sencillo. Las bolas de grasa se extraen a través de dos pequeñas incisiones. Las cicatrices de la cirugía no serán visibles ya que las incisiones se hacen dentro de la boca. La principal ventaja de este procedimiento es definir los pómulos y suavizar los rasgos faciales dando al paciente una apariencia más joven y una cara mejor dibujada.

La extracción de las bolas de Bichat es un procedimiento quirúrgico muy sencillo. El paciente podrá observar los resultados después de un mes o mes y medio y luego notará que los rasgos de su rostro están mejor definidos. Durante los primeros cinco días después de la operación, el paciente debe tomar un tratamiento antibiótico para prevenir cualquier riesgo de infección, así como medicamentos antiinflamatorios para ayudar a reducir la hinchazón normal causada por la operación. Los hematomas pueden aparecer, pero desaparecerán por sí solos en unos pocos días. Estos diversos efectos secundarios son normales y no deben preocupar al paciente.

tratamientos estéticos para el cuidado de la cara

El cirujano también aconsejará al paciente que cuide su higiene dental y bucal y que evite el consumo de productos que promuevan la proliferación de bacterias o que puedan causar infecciones como el tabaco con el fin de limitar los riesgos de infección, las incisiones realizadas para extraer las bolas de Bichat dentro de la boca.

La Bichectomía es un tratamiento muy efectivo para refinar la cara de manera rápida y efectiva. En algunos casos, puede combinarse con otros tratamientos estéticos para obtener un rostro más fino y definido, como el láser, la frecuencia radiofacial o la criolipólisis. Ahora examinaremos estos diferentes métodos y veremos en qué consisten.

Criolipólisis: un tratamiento estético en frío contra los depósitos de grasa

Esta tecnología causa inflamación de la piel y estimula la producción de colágeno. Favorece la eliminación de la grasa y por lo tanto es un método muy adecuado para obtener un rostro más delgado y estilizado.

La criolipólisis consiste en aplicar frío de forma controlada en la zona que se desea refinar (pómulos, mentón, etc.). Es esta aplicación de frío la que destruye las células grasas que son expulsadas naturalmente por nuestro cuerpo.

Se recomienda realizar entre cuatro y seis sesiones para obtener resultados naturales y convincentes que puedan ser observados por el paciente al cabo de dos o tres meses.

Al tratarse de un tratamiento estético no quirúrgico, no presenta los riesgos e inconvenientes inherentes a la cirugía. Sin embargo, el paciente puede sentir hormigueo o una sensación de anestesia en la zona tratada. Sin embargo, estos son efectos normales que desaparecerán por sí solos después de unos días, de la misma manera que pueden ocurrir los moretones.

La criolipólisis es un método muy seguro para eliminar el exceso de grasa de la cara responsable de este aspecto redondo o redondeado de la cara. El frío aplicado durante este tratamiento no afectará al resto de los tejidos, por lo que no hay riesgo de que esta operación dañe la cara. Aunque este es un método seguro, no se recomienda para mujeres embarazadas o en período de lactancia.

Radiofrecuencia: el adelgazamiento de la cara por la acción del calor

La radiofrecuencia ha sido un tratamiento muy popular en los últimos años. De hecho, es seguro, rápido e indoloro.

A diferencia de la criolipólisis, la radiofrecuencia utiliza calor para eliminar el exceso de grasa de la cara. También serán necesarias cuatro o seis sesiones para evaluar los resultados de la intervención, aunque sean casi inmediatos; de hecho, a partir de la primera sesión se podrán observar los primeros efectos del tratamiento. A medida que avancen las sesiones, los resultados serán cada vez más evidentes.

Al igual que la criolipólisis, la radiofrecuencia también causa inflamación de la piel y, por lo tanto, eliminación de grasa. Aquí es la aplicación de calor en la dermis lo que causa la desintegración de las grasas. Este tratamiento es indoloro, rápido y eficaz. El calor aumenta la producción de colágeno y fibroblastos. Esto afina la cara y tensa la piel. Este tratamiento es, sin embargo, muy demandado tanto para afinar su rostro como para eliminar las arrugas y el exceso de piel, todos estos aspectos contribuyen a mostrar una piel más joven.

Este método es seguro y no presenta riesgos ni efectos secundarios aparte de la aparición de enrojecimiento o moretones que desaparecerán en unos pocos días. Este tratamiento puede causar enrojecimiento y el uso de calor no se recomienda en personas con problemas de piel o tatuajes. Los médicos también recomiendan que las mujeres embarazadas y lactantes eviten este tratamiento. Esto último está prohibido en todos los casos a los pacientes equipados con un marcapasos.

El láser: un aliado de la medicina estética contra las grasas localizadas

El tratamiento con láser, también conocido como lipoláser o laserlipólisis, elimina el exceso de grasa de la cara en áreas como la papada. Este método es un complemento perfecto para la bichectomía.

Al igual que otros tratamientos de remodelación facial, el láser elimina la grasa pero también hace que la piel de la cara se estire, apareciendo más firme e hidratada a medida que avanzan las sesiones.

El laser también es usado para la depilación, aunque es otro tipo de láser también cabe comentarlo porque es un tratamiento que tambien sirve para refinar la piel de la cara.

El calor del láser funde las células de grasa que luego se extraen a través de una delgada cánula de liposucción. La acción del láser también estimula la producción de colágeno. De esta manera el paciente podrá observar que su cara se adelgaza pero también que su piel se vuelve más firme y menos arrugada.

Este tratamiento no tiene efectos secundarios ya que generalmente no se producen hematomas ni inflamaciones cutáneas una vez realizada la intervención por personal médico especializado.

La criolipólisis, la radiofrecuencia facial, la bichectomía y el láser son métodos perfectos de remodelación facial para las mujeres que desean refinar esta parte de su cuerpo y lucir más jóvenes y tonificadas.

Comentar

Click here to post a comment