En una formidable segunda mitad, la selección femenina de balonmano ha superado con autoridad a Senegal por 29-20 y acumula tres victorias en tres partidos, dando la sensación de que el equipo está preparado para pelear por todo y por el momento sigue liderando con facilidad su grupo, a falta de los dos últimos partidos de esta primera fase.

Si ante Rumanía y Hungría se vio la versión más sólida y competitiva de las Guerreras, este martes a primera hora, la selección nacional ha jugado un partido diferente, sabedoras las chicas de su superioridad respecto al equipo africano, que resistió hasta el descanso.

Gran segunda parte

Sin embargo, tras la reanudación, España decidió dar dos pasos hacia delante, incrementar la intensidad, subir el nivel de su juego y resolver el choque en esos primeros minutos. La brecha en el marcador se abrió pronto y las Guerreras volvieron a vivir un final de partido bastante tranquilo, disfrutando de las sensaciones y de una nueva victoria.

Alexandrinha Cabral fue la mejor jugadora del partido, aunque de nuevo estuvo a gran nivel la portera Silvia Navarro, que solamente encajó 20 goles y echó el cerrojo en la segunda mitad, donde parada tras parada fue clave para que España rompiese el partido y viviera con tranquilidad los últimos minutos.

Almudena Rodríguez o Alicia Fernández volvieron a destacar en el ataque español, sobre todo en esa decisiva segunda mitad en la que España demostró ser una candidata a absolutamente todo.

Este miércoles, contra Kazajistán

El cuarto partido del campeonato para el combinado nacional será este mismo miércoles a las 07:00 horas ante Kazajistán, otro rival al que España debería ganar ya que el conjunto asiático ha perdido los dos partidos que ha disputado hasta la fecha. Montenegro, el último rival en la primera fase, ya será otra historia porque apunta a ser el gran rival de las Guerreras en esta primera fase.

Practicodeporte@efe.com




Fuente: Agencia Efe

A %d blogueros les gusta esto: