Los dos máximos dirigentes nacionales de Vox, Santiago Abascal e Iván Espinosa de los Monteros, se reunieron en la tarde del jueves con la cúpula del PP y Ciudadanos para intentar reconducir in extremis el fracaso de la negociación para conseguir un presidente de derechas en Murcia. Abascal se reunió con el líder de los populares, Pablo Casado, y Espinosa de los Monteros con el secretario general de la formación naranja, José Manuel Villegas. Los contactos no fructificaron. PP y Cs han arremetido este viernes con dureza contra Vox, al que culpan de ese boicoteo en Murcia por su «inmadurez política».

Fuentes de la dirección nacional de Vox informaron incluso de que su líder pasó gran parte de la complicada tarde del jueves con Pablo Casado. Estuvieron juntos, pero no se han dado detalles de dónde ni durante cuánto tiempo. En este intervalo, mientras los contactos directos en Murcia no fructificaban, Espinosa de los Monteros tuvo el encuentro con Villegas.

En la dirección nacional del PP se han negado a dar más información al respecto. La portavoz parlamentaria de Cs, Inés Arrimadas, sí confirmó la cita pero no quiso precisar de quién ni cómo se planteó. Sí señaló que se había producido para explicar en privado lo que el partido lleva diciendo en público varias semanas, que con Vox no hay nada que negociar y que sus acuerdos de gobierno son y serán siempre con el PP. Desde la dirección nacional de Vox se subraya que ese es precisamente el problema, que Ciudadanos no acaba de entender que si quieren sus votos, en Murcia, en Madrid o donde sea, tendrán que acabar firmando «un acuerdo programático visible» y que se pueda escudriñar y analizar su cumplimiento con ellos.

La decisión de Vox de no facilitar la investidura del popular Fernando López Miras en Murcia ha desatado una batalla entre ambas formaciones. La dirección nacional de los populares ha asegurado que contaba con el compromiso de los responsables de la dirección nacional de Vox para que estos permitieran con su abstención un nuevo Gobierno del PP en la comunidad. Algo que desde el partido en Murcia han negado. 

El vicesecretario de Organización del PP, Javier Maroto, ha reprochado este viernes al partido de Abascal su “inmadurez política”. Maroto ha lamentado el “espectáculo” brindado por Vox —y Ciudadanos el jueves en Murcia, y ha anunciado que volverán a presentar a López Miras como candidato a la presidencia. El reproche a Cs y Vox llega después de que el «community manager de verano» del partido de extrema derecha (como se refirió a él la formación) insultara de manera grosera al presidente de Ciudadanos, Albert Rivera.

Tras cinco horas de negociaciones fallidas en una reunión a tres entre PP, Cs y Vox, la formación de Abascal votó en contra del candidato del PP por la negativa de Ciudadanos a incluirles en el acuerdo de gobierno que habían firmado con los populares previamente. “Cómo es posible que Ciudadanos esté negociando en Murcia durante cinco horas y sus jefes digan que están tomando un café y lo dinamiten todo”, ha subrayado un sorprendido Maroto.

El portavoz de Vox en el Congreso ha asegurado que el acuerdo estaba casi cerrado sobre las 14.00 del jueves. «Nuestro líder en Murcia dijo que estaba al 95%, pero un periodista nos comentó que alguien de Ciudadanos había dicho que ellos no negocian con Vox y que estábamos tomando un café. Entonces esas horas se pierden por culpa de Ciudadanos», ha reprochado.

Desde el Congreso, la defensa de Ciudadanos la ha hecho Inés Arrimadas. «El acuerdo alcanzado en Murcia entre Cs y PP es bueno. Vox tiene que decir si va a seguir estando con Podemos y PSOE o va a ayudar a conformar un Gobierno de centro liberal». 

«Basta de mentiras»

El líder de la formación de extrema derecha ha aplaudido en Twitter al portavoz parlamentario: «Cada vez más difícil. Al cordón sanitario francés que impone Cs se unen ahora los embustes del PP y su jauría mediática. ¿Cómo llegar a un acuerdo con unos que no quieren hablar y otros que mienten sistemáticamente y presumen de engañarnos?», ha espetado en la Red. Y ha añadido: «Tengo que felicitar a Iván Espinosa y al equipo de negociación porque han mantenido la decencia y la dignidad en una mesa donde había más de un tahúr. Basta de mentiras».

«Hemos tratado de juntar a dos partidos que no se hablan entre ellos; y no hemos caído en el juego de trileros que están manteniendo Ciudadanos y Vox para sacar adelante las investiduras», ha zanjado Maroto.  Además, ha rechazado una repetición electoral en la Comunidad de Madrid, donde el PP también hace de mediador y las conversaciones parecen igual de estancadas para investir a Isabel Díaz Ayuso por las exigencias de Vox y Ciudadanos, que el PP considera “una tomadura de pelo para los votantes”.

El líder popular ha terminado lanzando un mensaje a Cs y Vox: “La madurez política es entender que hay que acordar con partidos distintos, que no te puedes llevar siempre el cien por cien de lo que propones”. Y ha instado a Vox a decidir si permite un Gobierno de centroderecha —lo más parecido a lo que sus electores han votado— o uno del PSOE con Podemos. «Vox se ha convertido en el mejor aliado de Pedro Sánchez», ha zanjado.




Fuente: El Pais

A %d blogueros les gusta esto: