El Ayuntamiento de Totalán tiene previsto transformar la zona
cero del Cerro de la Corona donde murió Julen, el niño de dos años que cayó a un pozo de esta localidad malagueña, en un lugar de visita.

Al parecer, el equipo de Gobierno tenía previsto llevar a cabo unas obras en el lugar para “mejorar los accesos al Dolmen del Cerro de la Corona” y ponerlo en valor “para incrementar las visitas turísticas”. Sin embargo estos obras, que tenían que haber empezado el pasado 8 de enero, tuvieron que aplazarse por el rescate de Julen, según explica
La Opinión de Málaga
.






Homenaje

Este medio explica que el alcalde de la ciudad, Miguel Ángel Escaño, cree que el Dolmen queda ahora en un “segundo plano” y avanza que el consistorio se plantea convertir esa “zona cero” en un recinto visitable a modo de homenaje al pequeño y a los cientos de voluntarios que en esas dos semanas “dieron la mejor lección de solidaridad posible”.

El consistorio tenía la intención de mejorar el enclave ya que en 1995 se localizaron en él restos humanos del cuarto y tercer milenio antes de Cristo. Es decir, del Neolítico Final y la Edad del Cobre.Pero con el suceso de Julen las intenciones han cambiado.


¿Un parque infantil?

Algunos vecinos ya han indicado que podría erigirse un monumento a la Brigada Central de Salvamento Minero y al resto de agrupaciones que hicieron posible la localización del niño, pero también han transmitido al Consistorio otros ciudadanos la posibilidad de establecer “una especie de parque infantil”, a modo de homenaje a Julen.








Fuente: LA Vanguardia

A %d blogueros les gusta esto: