La OTAN ha puesto el contrato por 1.000 millones de dólares firmado este miércoles con Boeing para modernizar sus aviones de vigilancia AWACS como ejemplo de cooperación transatlántica, a una semana de la cumbre en la que la Alianza intentará mostrar unidad tras sus últimas divisiones.

«Nuestro contrato con Boeing muestra el fuerte compromiso de la OTAN de trabajar con la industria para mantener fuerte nuestra Alianza transatlántica», dijo el secretario general de la organización, Jens Stoltenberg, en una rueda de prensa tras firmar el contrato con el presidente de Boeing Internacional, Michael Arthur.




Fuente: Agencia Efe

A %d blogueros les gusta esto: