Naciones Unidas advirtió este miércoles del peligro de una eventual «fuga masiva» de crudo del petrolero yemení SAFER, cargado con 1,14 millones de barriles y abandonado desde 2015 a 7 kilómetros de la costa de Yemen, que podría causar una catástrofe ambiental y humanitaria.

«En caso de que esta situación se saliera de control, afectaría directamente a millones de personas en un país que ya sufre la mayor emergencia humanitaria del mundo, destruiría ecosistemas enteros durante décadas y se extendería más allá de las fronteras» de Yemen, dijo la directora del Programa de Medioambiente de Naciones Unidas, Inger Andersen, en una reunión del Consejo de Seguridad de la ONU convocada por el Reino Unido para discutir la situación de la embarcación.




Fuente: Agencia Efe

A %d blogueros les gusta esto: