Homm, que empezó fabricando vivienda unifamiliar para autopromotores hace cinco años y de ellos, los tres últimos se ha localizado exclusivamente en promociones, ha construido vivienda por toda España, fundamentalmente en comunidades como Toledo, Cataluña, Valencia y, sobre todo, en Madrid. Su fábrica está ubicada en localidad de Seseña (Toledo).

La empresa cuenta con una plantilla de 104 trabajadores, de los cuales 90 están en fábrica y calcula que ha generado una industria auxiliar del mismo tamaño, con alrededor de 100 personas.

En 2020, y a pesar del impacto del Covid, Homm ha entregado 44 viviendas de 150 m2 y la previsión para 2021 es de entre 66 y 70. Todas las casas cuentan también con la máxima certificación energética (A) de sostenibilidad.

La compañía tiene una capacidad de producción de más de 100 viviendas al año y el negocio está en expansión, con el objetivo de duplicar la cifra,

En cuanto a criterios para la eficiencia energética, las viviendas cuentan con aislamiento térmico en toda la envolvente, carpinterías y vidrios de calidad -bajo emisivos o con gas argón en algunos casos-, aerotermia con suelo radiante y, en la gama alta, sistema de electrificación KNX con opción de domótica para controlar la temperatura del suelo radiante y el accionamiento de persianas motorizadas para hacer que la vivienda trabaje más eficazmente.

Homm fabrica una media de dos viviendas a la semana en función de sus dimensiones y monta otras entre cuatro y seis, también por semana; tras el montaje llega la fase de remates de acabados y trabajos en parcela, que suele durar apenas dos o tres semanas por vivienda.

En cuanto a plazos, se suele fijar como día cero la obtención de la licencia y es cuando se envía la orden de fabricación. Desde ese momento se establece un plazo de tres meses en instalar una vivienda piloto y entre seis y ocho -también desde el día cero- para toda la promoción en función del número de viviendas. “Ambas fechas son con la vivienda piloto o promoción, completamente acabadas, listas para entrar a vivir”, insiste Beitia.




Fuente: El país

A %d blogueros les gusta esto: