Salud

La edad del varón no influye en la calidad del semen ni en los procesos de reproducción asistida


La edad del varón no influye en la calidad de su semen o en el resultado de los tratamientos de reproducción asistida, según un estudio elaborado por la Clínica Tambre de Madrid a partir del análisis de las muestras utilizadas en casi mil tratamientos realizados a lo largo de 2016.

El objetivo, según ha explicado la subdirectora del centro y principal autora del trabajo, Rocío Núñez, era confirmar si la edad del hombre influye en la posibilidad de conseguir un embarazo de forma natural o mediante tratamientos de reproducción asistida. Tras analizar las 985 muestras incluidas en el estudio (985), se comprobó que no existe ninguna relación entre la edad y el número de espermatozoides, la movilidad de los mismos o su morfología; y tampoco se demostró ninguna relación entre edad y número de espermatozoides con el ADN fragmentado (asociado con menores tasas de embarazos y más abortos).

Posteriormente, se dividió a los paciente en dos grupos, en función de si habían realizado un ciclo de fecundación ‘in vitro’ con sus ovocitos y pacientes que han realizado un ciclo con ovocitos de donante.

En el primer caso se vio que existe una correlación positiva (y es la única detectada) entre la edad del varón y la edad de la mujer, algo clave puesto que normalmente las edades en las parejas son parecidas, con un poco más de años en el caso del varón. En cambio, no hay relación de la edad del varón con su peso, talla o índice de masa corporal; así como en relación con la concentración, la movilidad, el volumen o el REM de sus seminogramas.

Asimismo, tampoco hay relación entre la edad del varón con la tasa de embarazo, que de media se consigue a los 37,73 años, ni con el riesgo de aborto. En concreto, la edad media del varón en los 56 ciclos con embarazo que acabaron en aborto es de 38,34 años y en el ciclos con embarazo evolutivo de 37,12 años. Para que evitar confusión con la edad de la mujer, la Clínica Tambre realizó el estudio en los ciclos de donación de ovocitos, donde los óvulos provienen de mujeres con menos de 35 años. Y en este caso, se vio una correlación positiva entre la edad del varón y la edad de la mujer, así como una relación de la edad con el índice de masa corporal (IMC), siendo más obesos los más jóvenes.

En cambio, no hay relación de la edad del varón con la concentración, la movilidad, el volumen o el REM de sus seminogramas. Tampoco hay relación de la edad del varón con la tasa de embarazo, que se consigue a unos 41,89 años, mientras que en el grupo que no lo logra la edad media eran 41,96 años.

Ep




Fuente: La Razón

Comentar

Click here to post a comment