La pelota de la basura va de un tejado a otro y el tiempo se agota. El Ayuntamiento ha avisado este viernes que no piensa aceptar los residuos de la Mancomunidad de Este a no ser que la Comunidad se lo ordene, y la consejera de Medio Ambiente, Paloma Martín, ha respondido poco después haciendo una petición expresa para que lo haga y recordando que a estas alturas ya no hay otra opción viable: “Valdemingómez es la única solución”. Eso sí, no lo ha “ordenado” porque no tiene herramientas jurídicas para hacerlo. El matiz es importante. José Luis Martínez Almeida y Begoña Villacís, divididos en este tema, han encontrado la solución a sus divergencias: solo lo harán por imperativo de la administración regional. Y si no llega, tendrá que decirlo un juez.

Martín ha insistido al Consistorio que se haga cargo de los residuos de la Mancomunidad del Este de manera transitoria y excepcional, “por un periodo de 12 a 18 meses” y ha insistido en que Valdemingómez es la única solución posible y viable técnicamente. “No hay otras alternativas”, ha subrayado la consejera. Juan Freijo, de la asociación vecinal PAU de Vallecas lo desdice. “Si van a verter los residuos en Valdemingómez, y lo vamos a sufrir nosotros, no se entiende que no lo hagan en el vaso que ya hay construido en Loeches”, ha explicado. “No nos vale que nos digan que no lo van a incinerar, porque evidentemente que no lo van a hacer. Utilizarán el vertedero, y por tanto ralentizaremos el cierre de la incineradora porque lo que se quema ahora seguirá quemándose, en lugar de reducirse, que es el plan que había establecido”, continúa el vecino.

Pese a la oposición de los vecinos de Vallecas, tanto la Comunidad de Madrid como la Mancomunidad miran directamente al Ayuntamiento de Madrid. Martín ha indicado que la Comunidad de Madrid no tiene poder para obligar a la capital a aceptar los residuos del este y la Mancomunidad del Este es la que tiene que ejercer sus competencias y desplegar todas sus potestades. La única vía final es que quien tiene las competencias vaya al juzgado. “Ya les hemos mandado cuatro escritos técnicos que dicen que la única opción es Valdemingómez. Nosotros no tenemos organismo que obligue”, ha insistido.

El presidente de la Mancomunidad del Este y alcalde de Alcalá de Henares, Javier Rodríguez Palacios, anunció la semana pasada que el vertedero colmataría el día 27. Pero este jueves anunció una nueva prórroga in extremis. “Hemos construido una instalación auxiliar que podrá acoger la basura dos días más, así que a partir de la noche del 30 al 31 ya no habrá dónde meterla”, avisó, con la esperanza de que el Ayuntamiento de la capital acepte en el último segundo la llegada de los residuos de los 31 municipios de la Mancomunidad. Lo mismo ha dicho la titular de Medio Ambiente, que ha mostrado su confianza en que no se produzca una situación de emergencia sanitaria porque “no entendemos que la Mancomunidad del Este pudiera hacer dejación de sus funciones”.

El vertedero de Alcalá de Henares funciona desde 1984 y en 2008 la Comunidad de Madrid trasladó las competencias de la gestión a los municipios, que se agruparon en Mancomunidades para organizarse mejor. Gestiona unas 200.000 toneladas de basura al año.

Recibirá residuos por última vez el viernes 27 por la noche, mientras que la clausura está prevista para el sábado 28 a las diez de la mañana.

Los vertederos de la región

Valdemingómez(Madrid capital, Arganda del Rey y Rivas Vaciamadrid). Atiende las necesidades de más de cuatro millones de habitantes residentes en tres municipios y que envían 1,2 millones de toneladas de residuos urbanos al año. El Ayuntamiento de la capital, que se ha negado a albergar los residuos de la mancomunidad del Este, planea reducir a la mitad en 2022 la incineración de residuos y eliminarla por completo en 2025.

Colmenar Viejo (Mancomunidad del Noroeste). Recibe 320.000 toneladas de basura al año procedentes de 81 municipios del norte y oeste de la región. Hace un año se decidió su ampliación, lo que provocó protestas vecinales.

Alcalá de Henares (Mancomunidad del Este). Absorbe los residuos de una treintena de municipios con 700.000 habitantes que generan 180.000 toneladas de basura al año. No dispone de superficie para ampliar. Cerrará a finales de año y será sustituido a partir de mediados de 2020 por el vertedero en Loeches. Para el periodo intermedio se busca un tercer lugar.

Pinto (Mancomunidad del Sur). Da servicio a 65 municipios con 1,9 millones de habitantes que producen 800.000 toneladas de basura al año. Su vida útil estimada llegaba al último trimestre de 2019, pero planteó un recrecido que le da apacidad hasta el primer trimestre de 2021.

La basura de cada madrileño

Cada madrileño produce unos 370 kilos de residuos al año de media.

Dentro de la capital, el distrito que más basura genera es el de centro. El que menos, el de Moratalaz.

De los más de 2 millones de toneladas de basura de la región en 2016, solo 394.000 fueron separados por los ciudadanos, según el Instituto nacional de estadística.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram




Fuente: El Pais

A %d blogueros les gusta esto: