La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) plantea un recorte del 9,6% en la retribución a las empresas gasistas por la distribución de gas, según la nueva circular sobre la metodología para determinar la actividad regulada que acaba de sacar a consulta pública. El pleno del organismo tumbó la semana pasada la anterior circular una vez «examinadas las propuestas recibidas y los objetivos perseguidos, y en aras a una mayor gradualidad y proporcionalidad de la retribución».

La CNMC, que se queda con la capacidad de distribución del sector, abre ahora un plazo de 15 días para presentar alegaciones a esta nueva propuesta.

En su propuesta inicial, lanzada en julio, la CNMC había planteado un recorte del 17,8%, lo que suponía un hachazo considerable para las empresas afectadas, principalmente Naturgy (copa el 70% de la distribución), Madrileña Red de Gas, Nortegas o Redexis. Con la regulación actual, es decir, sin tocarse, la retribución ascendería a un total de 8.520 millones de euros, mientras que con el nuevo planteamiento será de 6.400 millones (con el recorte del 17,8%, habrían sido 7.100 millones).

La nueva propuesta mantiene el modelo vigente, recalculando la base de la retribución e introduciendo un factor de gradualidad en el ajuste (retribución base a la que se añade un ingreso por captación de mercado). La CNMC sometió a consulta pública la primera propuesta de metodología que, revisaba la retribución base con el valor auditado de los activos, como ya se hiciera en el año 2002. El primer trámite de audiencia se prolongó desde el pasado 10 de julio hasta el 9 de agosto.

En ese plazo, el regulador recibió alegaciones de empresas distribuidoras de gas, comercializadores de gas, comunidades autónomas, sindicatos, consumidores de gas, así como de diferentes tipos de asociaciones e inversores.

La circular que afecta a la retribución para redes de distribución de gas forma parte del paquete de 14 circulares sobre energía que la CNMC lanzó el pasado verano de acuerdo a la potestad que le otorgó el Ministerio para la Transición Ecológica. El objetivo es ponerlas en marcha el 1 de enero de 2020 hasta 2025. Sin embargo, en el caso del gas el plazo es de 2021 a 2026, lo que permite ser más flexible.

En el primer cálculo que hizo la CNMC resultó que la retribución había que bajara en el 17,8% citado entre 2021 y 2026. Ahora, con el recorte del 9,5%, el recorte es menos oneroso, aunque seguramente también será objeto de alegaciones por parte de las empresas afectadas.




Fuente: El país

A %d blogueros les gusta esto: