Pablo Casado ha vuelto a cargar contra Pedro Sánchez en una entrevista con la agencia EFE. Le acusa de intentar reescribir la Transición, como hizo el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, “ceder a los nacionalistas, antes a los etarras, ahora a los borrokas catalanes, es un error histórico”. Y va más allá, el líder del PP afirma que “la agenda que estamos viendo en Catalunya es la agenda de ETA, es decir, la agenda del nacionalismo que se alía con la izquierda acomplejada y apaciguada”.

“Es la gran falacia de la izquierda nacional, el intentar ver la Transición como un pacto que se cerró en falso (…) siento ser tan vehemente, pero lo que estamos viviendo es lo más grave que yo recuerdo en política y es algo que como líder de la oposición no voy a tolerar”, ha añadido Casado.






La cuestión catalana

Pide un 155 más duro porque “no hay otra alternativa”

En este sentido el líder de los populares mantiene que hay que aplicar un nuevo 155 en Catalunya pero más duro que el anterior. “En Catalunya, por desgracia y por culpa de lo que está haciendo este Gobierno, no hay alternativa a aplicar el artículo 155, eso sí duradero, no como impuso Ciudadanos que era solo para convocar elecciones, y un 155 con un ámbito competencial extenso no como impuso el PSOE sin entrar en interior, educación, y en medios de comunicación”.

Respecto a las manifestaciones que los partidos de la derecha han convocado para este domingo, Pablo Casado sostiene que es “la única fórmula que nos queda para que un presidente del Gobierno mentiroso y felón actúe en beneficio del mandato constitucional con el que juró su cargo”. Y no descarta buscar alianzar para presentar una moción de censura porque “estamos ante una actuación de alta traición a España, no se ha visto desde el 23F”.





En otra parte de la entrevista, Casado trata de la corrupción que históricamente ha protagonizado el PP. Rechaza que tenga que pedir disculpas por los casos que ni ha protagonizado ni vivido porque son anteriores a su responsabilidad en el partido. “Si se ha hecho algo mal que pague quien lo hizo mal, lo que no se puede hacer es estar quince años después preguntando a los que en esa época casi no estaban ni afiliados”, subraya.





Casado ha denunciado que se intente utilizar la corrupción como un “espantapájaros” en la búsqueda de réditos partidistas intentando vincular con ella a una dirección del PP que no tenía ninguna responsabilidad directa en esos casos del pasado.

Para el líder del PP, la primera sentencia del caso Gürtel, referida a dos campañas municipales en Pozuelo y Majadahonda fue la excusa en la que se basó la “vergonzosa y falsaria” moción de censura contra Mariano Rajoy que “supuestamente” era para regenerar la vida publica y convocar elecciones de inmediato.


Igualdad

Rechaza defender a todas las mujeres y culpar a todos los hombres

Casado no es partidario de políticas “que defiendan a todas las mujeres o que intenten criminalizar a todos los hombres”. “No aceptamos esa colectivización que dice que las mujeres son víctimas por serlo y los hombres agresores por serlo”, señala Casado, quien se define como feminista si el feminismo es defender y respetar la igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres.

En su opinión, “no hay que tratar de políticas de mujeres”, sino ver a las mujeres que tienen problemas, “no por el hecho de serlo, sino por su circunstancia particular”. “Es compatible -señala Pablo Casado- una defensa sin fisuras de la lucha contra esta lacra social sin necesidad de criminalizar al hombre por serlo o victimizar a la mujer por serlo”.








Fuente: LA Vanguardia

A %d blogueros les gusta esto: