Los aficionados del Deportivo salieron a la calle este viernes, pero en sus vehículos, en defensa de su club después de que se suspendiera su partido en la última jornada de LaLiga SmartBank, que tenía que haberse disputado en horario unificado, y, en consecuencia, perdiera la categoría por los resultados de otros equipos que le precedían.

Desde las 19 horas, los voluntarios de la Federación de Peñas del Deportivo entregaron material blanquiazul a los manifestantes para aportar colorido a los cientos de vehículos en los que siguieron la marcha desde la explanada del Palacio de los Deportes de Riazor hasta la sede de la Federación Gallega de Fútbol, unos cinco kilómetros.




Fuente: Agencia Efe

A %d blogueros les gusta esto: