El juzgado de instrucción de Murcia que investiga la presunta violación de tres hermanas estadounidenses por tres jóvenes afganos el pasado 1 de enero ha pedido a la Policía Nacional que, con carácter de urgencia, realice un informe respecto a si las imágenes contenidas en sus teléfonos móviles coinciden con las aportadas por la defensa de los acusados.

La resolución, a la que ha tenido acceso Efe, atiende así la petición hecha por el defensor de los investigados, que pidió el cotejo de las imágenes para evitar que la prueba pueda ser impugnada después, alegando que los vídeos no fueron verificados previamente.




Fuente: Agencia Efe

A %d blogueros les gusta esto: