Ha sido amor recíproco a primera vista. Desde BME se plantea casi como una fusión más que una absorción. Y los ejecutivos del gestor de la Bolsa suiza, con Jos Dijsselhof (Zwolle, Holanda, 1965) como consejero delegado, han pilotado la adquisición del gestor de la Bolsa española con pies de plomo.

Su gran mantra es que es una operación estratégica en la que ganan todos y asegura también que los empleados de BME no tienen nada que temer de cara al futuro.

El porcentaje de aceptación actual, pese que aún quedan días para la fecha final, el 5 de junio, es elevado, y espera que supere con mucho el 50% que exige la opa. Cada accionista tiene derecho a recibir 32,98 euros por título. Los hedge funds, con en torno a un 20% del capital, no serán un problema para que la oferta triunfe, según Dijsselhog. Otra cuestión es si BME seguirá cotizando; si lo hace, lo lógico es que su precio caiga.

La opa se anunció en noviembre del año pasado. Esta es la recta final. ¿Cómo vas las aceptaciones?

Muchos inversores esperan hasta los últimos días para decidirse, por lo que es complicado anticipar la aceptación final. Pero, en general, tenemos una confianza máxima en que se superará de largo el mínimo del 50%.

En este momento es extremadamente complicado que se presente una oferta competidora”

Si la situación es tan favorable, ¿por qué se amplió el periodo de aceptación?

Tuvimos en cuenta la situación de España [en el periodo de alarma y con la movilidad de reducida] y ampliamos el plazo para que los pequeños inversores pudieran tomar la decisión con calma. Es lo justo: darles la oportunidad de tomar la decisión en una situación lo más normalizada posible.

BME tiene un alto porcentaje del capital en manos de pequeños inversores. Alrededor de 60.000 accionistas controlan entre el 35% y el 40% del capital. ¿Qué están haciendo?

La mayoría de los minoristas están aceptando la oferta, sí.

Que BME cotice o no depende de los porcentajes que se consigan en la opa

¿A un nivel que permita que BME abandone la Bolsa? El folleto especifica que no se excluirá salvo que los particulares se queden con menos de un 5%…

No lo sé. Todo depende de los porcentajes que se consigan. En función del nivel de aceptación y de los compromisos, tomaremos una decisión. Puede que no tenga sentido mantener un bajo porcentaje cotizando, pero sí lo tendría si fuera elevado. Pero habrá que esperar al desenlace. También es una posibilidad, de cara al futuro, que Six cotice en España.

¿Están teniendo problemas con los ‘hegde funds’ que han ido entrando en BME y que tienen alrededor de un 20% del capital?

Todo hace pensar que van a aceptar la oferta. Las razones por las que han entrado son principalmente de rentabilidad y lo lógico es que vendan en la opa. No vemos ningún problema con estos accionistas de cara al futuro.

¿Es posible todavía una oferta de algún competidor, como Deutsche Börse o el gestor de la Bolsa de Hong Kong, HKEX?

Siempre hemos pensado que la combinación de Six con BME es la mejor posible. Seremos fuertes en varios mercados, seremos fuertes como compañía, con un notable tamaño, seremos fuertes para nuestros clientes y para nuestros trabajadores… Considero que esta es la mejor operación para todos los stakeholders [todas las partes interesadas]. Entiendo que en este momento es extremadamente complicado que se presente una oferta competidora.

El consejero delegado de Euronex, que estuvo maniobrando para competir con Six por BME, asegura que el grupo español ha roto la tradición europea que tenía España desde 1978. ¿Qué opina?

Hemos hecho nuestro trabajo, nuestros cálculos. La combinación de BME y de Six dará como resultado una empresa espectacular, extremadamente poderosa, más de lo que la gente puede imagina. El precio es justo y además es una compra estratégica. Somos una empresa muy rigurosa, solo compramos cuando creemos que la operación es positiva.

¿Ha hablado con los representantes de los trabajadores como reclamaron en un comunicado el 7 de abril?

Hablaré con ellos en cuento la transacción esté cerrada. Aunque Javier Hernani (el CEO de BME) ha estado en conversaciones permanentes con ellos, y él conmigo.

¿Deben tener miedo por posibles recortes de plantilla?

No, absolutamente no. Vamos a hacer algunos cambios en la compañía para mejorarla, pero estos cambios no incluyen recortes profundos de empleo. En última instancia, la combinación de ambas firmas supondrá más personas empleadas en el grupo.

El plan de Six era llevar a España el área de clearing [compensación de todo tipo de instrumentos financieros]. ¿Cuándo se va a hacer?

Ese es un segmento que tiene sentido trasladar a Madrid, y así lo dijimos. Pero ahora, una vez se cierre la operación, será necesario un análisis más profundo de qué es lo más adecuado para cada área.

Ha habido algunas criticas respecto a los bonus vinculados al éxito de la opa. Por ejemplo, Javier Hernani se embolsará 1,87 millones. ¿Es justo?

Creo que el consejo de BME es extremadamente profesional y así lo han demostrado. No diría que es injusto, pero en todo caso yo no he formado parte de la decisión de entregar ese bonus. Aunque es obvio que Javier Hernani ha tenido un papel importante en la búsqueda de la mejor operación para la compañía que lidera.

¿Cuál va a ser el papel de Javier Hernani en el nuevo grupo?

Javier Hernani formará parte del Executive Board [el máximo órgano de dirección de la compañía] y seguirá siendo el consejero delegado de BME. Formará parte de mi equipo sénior y será una persona fundamental que pilotará la combinación de Six y BME y me reportará directamente a mí.

En el folleto de la opa se especifica que Six estudiará ajustar el dividendo. ¿Qué se va a pasar?

El objetivo es normalizar el elevadídimo porcentaje de los beneficios que reparte BME [alrededor del 90%] hacia el de Six [que distribuye en torno al 60%]. Pero debe todavía discutirse.

¿Cómo ha sido el proceso con el Gobierno?

El Ejecutivo español ha sido excepcionalmente profesional con la transacción. También el comportamiento de la dirección de BME ha sido encomiable durante todo el proceso.

 




Fuente: El país

A %d blogueros les gusta esto: