Casi dos semanas después de su desaparición, esta mañana, el embajador de Italia en Pakistán, Stefano Pontecorvo, ha confirmado que las dos siluetas divisadas por Alex Txikon en el espolón Mummery, a unos 5.900 metros, corresponden a los cuerpos del italiano Daniele Nardi, de 42 años, y del británico Tom Ballard, de 30. Los alpinistas dejaron la vida en su intento de coronar en invierno una de las montañas más exigentes del planeta, el Nanga Parbat, de 8.126 metros.

“Daniele es un marido, un padre, un hijo, un hermano y un amigo perdido por un ideal que, desde el principio, hemos aceptado, respetado y compartido. Nos gusta recordarte cómo eres realmente: amante de la vida y de las aventuras, minucioso, valiente, leal, atento a los detalles y siempre presente en los momentos de necesidad”, indica el comunicado difundido esta mañana por la familia de Nardi.





“Pero sobre todo nos gusta recordarte con tus palabras: ‘Me gustaría ser recordado como un chico que intentó hacer algo increíble, imposible, que sin embargo no se rindió. Si no vuelvo, el mensaje para mi hijo es que no se detenga ni se rinda’”, añade el documento.

Cumbre del Nanga Parbat
(Musaf Zaman Kazmi / AP)

La familia del montañero italiano confirma que las investigaciones han culminado con la triste noticia y agradece el trabajo realizado por el equipo de rescate en el cual han participado, entre otros, el pakistaní Ali Sadpara, Alex Txikon y otros tres miembros de su expedición en el K2. Txikon aparcó sus planes de intentar progresar en la segunda cima más alta del planeta, de 8.611 metros, durante la temporada de invierno, un reto que hasta el momento nadie ha superado.

Adentrarse en el Nanga Parbat estos últimos días es una misión sumamente arriesgada por el elevado riesgo de avalanchas. Los cuerpos de Nardi y Ballard fueron localizados con un telescopio por Txikon desde el campo base, tras varias aproximaciones por tierras y desde el aire.

El campo base del Nanga Parbat ya se ha desmantelado y Txikon comunicaba esta mañana que se están de vuelta por carretera hasta la localidad de Skardu.








Fuente: LA Vanguardia

A %d blogueros les gusta esto: