En otro gran partido jugado de tú a tú, la española Garbiñe Muguruza no ha podido superar a la rumana Simona Halep en las semifinales del torneo de Roma, cediendo en tres sets (6-3, 4-6 y 6-4) tras una dura batalla en el Foro Itálico.

Ha sido una gran semifinal entre dos de las mejores jugadoras del momento y dos buenas especialistas en tierra batida, ya que ambas saben lo que es ganar en Roland Garros, entre otros títulos. Por lo tanto, fue un enorme encuentro en el que Muguruza resistió de pie el duro ritmo de juego de Halep durante dos sets, pero ya no pudo hacerlo en el tercero, desfondada físicamente después de su exigente partido de semifinales ante Azarenka.

Intensa semifinal

Empezó mucho mejor Halep, dominando todas las facetas del juego y resistiendo la gran potencia de bola de Muguruza, que trataba de presionar a la rumana siempre que podía, pero esta lo estaba aguantando todo desde el fondo de la pista, demostrando que es una gran especialista en esta superficie. Sin embargo, no bajó la cabeza Garbiñe, que llegó a verse con el partido perdido antes de hora (6-3 y 4-2).

Ese fue el momento en el que la jugadora que ahora dirige Conchita Martínez iba a reaccionar a base de golpe ganador. Aprovechó un mini bajón de Halep y lanzó un órdago que ya nadie esperaba. Y es que en estas semifinales otro de las novedades ha sido que ha habido algo de público, un total de 1.000 personas que le han dado algo más de color a la semifinal.

La reacción de Muguruza fue total, encadenó cuatro juegos seguidos y pasó de estar casi en la lona a equilibrar el duelo. Por momentos, Halep torció el gesto incómoda, sabedora de que la española es especialmente peligrosa si empieza a encontrar golpes ganadores.

Remontada final frustrada

Pero el tercer parcial fue más similar al primero que al segundo. Halep empezó más consistente y abrió brecha en los primeros juegos, aprovechando que Garbiñe cometió más errores de los permitidos en un encuentro de este calibre. Pronto tomó ventaja en el marcador y la amplió hasta el 5-1. Ahí volvió a aterrizar la mejor versión de la tenista nacida en Caracas, que trató de encontrar una última remontada que no fue posible.

Recuperó los dos breaks, pero se enredó cuando servía para empatar a cinco y equilibrar el choque de cara a los últimos instantes. Acabó Muguruza con una inoportuna doble falta que colocaba a Simona Halep en la gran final de Roma. Allí se encontrará con la ganadora del duelo entre checas que enfrentará esta tarde a Vondrousova y Karolina Pliskova. 

Practicodeporte@efe.com




Fuente: Agencia Efe

A %d blogueros les gusta esto: