Portada

Front Republicà garantiza no apoyar a quien no reconozca la autodeterminación de Catalunya

consultor seo


Poble Lliure, Som Alternativa y Pirates de Catalunya concurrirán a las elecciones generales del 28 de abril bajo la marca Front Republicà tras alcanzar un acuerdo las tres formaciones a última hora, pues este viernes vencía el plazo para formar las coaliciones.

“La idea es que haya unos votos que sean imprescindibles”, señaló Albano Dante Fachin en una rueda de prensa en la que señalaba que se negarán al “chantaje” de tener que escoger entre los dos bloques, derecha e izquierda. “Si se da la situación quien tendrá que elegir será el PSOE entre la derecha y la ultra derecha o la democracia, que es frenar la represión y aceptar la autodeterminación de Catalunya”, explicó el líder de Som Alternativa. Pidió “dar la vuelta” a un chantaje que definía como “nacional y social”.






Si se da la situación quien tendrá que elegir será el PSOE entre la derecha y la ultra derecha o la democracia, que es frenar la represión y aceptar la autodeterminación”



Por ahora, no obstante, no han trascendido nombres de las listas, que se pueden presentar hasta el próximo 25 de marzo y ya trabajan en conseguir los avales. Lo que sí se ha desvelado es que la candidatura la formarán personas que garantizarán el compromiso de no votar a ninguna fuerza que no defienda de forma explícita el derecho a la autodeterminación, la libertad de los presos independentistas, el retorno de los líderes en el extranjero y la defensa de los derechos sociales además de la derogación de los artículos 155 y 135 de la Constitución, detallaron en rueda de prensa.

“La lista estará formada por personas representativas de la izquierda rupturista y de la defensa de los intereses populares, que han dado muestras de valentía y de integridad moral, con tal de garantizar el cumplimiento hasta las últimas consecuencias de este compromiso político”, señalaba el manifiesto que lanzaron este viernes. Front Republicà pretende agrupar el voto de denuncia del “carácter autoritario del Estado”.


No habrá fichajes mediáticos ni guerra de nombres por la lista”



Fuentes de Poble Lliure señalan que la candidatura está abierta a otras formaciones afines, si bien la coalición la han querido escenificar tres espacios que tendrían “más marcadas las diferencias” como son ellos mismos, que están en la CUP, Som Alternativa, liderada por el secretario general de Podem, y Pirates de Catalunya, que también respaldó a los cupaires en las últimas autonómicas. “Nos dotaremos de mecanismos que permitan la integración de otros actores en nuestro proyecto”, señaló Guillem Fuster, portavoz de Poble Lliure, que aseguró que “no harán fichajes mediáticos” sino que hablarán con todos los espacios “de tú a tú”. “No habrá guerra de nombres por la lista”, prometió.





Fuster definió la candidatura como una “coalición republicana” en la que confluyen “soberanistas e independentistas”. Muriel Rovira, portavoz de Pirates, explicó que en su partido hay gente contraria y favorable a la independencia, como Dante Fachin, que afirmó que “diez o quince diputados estarían muy bien” al ser preguntado por estimaciones. Hay una bolsa de votos independentistas que se pierden entre las elecciones autonómicas y las generales y la candidatura aspira a conquistar ese espacio. La CUP, hasta ahora, siempre había optado por la abstención y no concurrir.


Front Republicà la candidatura a otros actores afines a su proyecto y la CUP hará un debate “calmado” sobre la relación con Poble Lliure

Otros grupos que forman parte del grupo de acción parlamentaria de la CUP como Constituents per la Ruptura o Lluita Internacionalista habían manifestado su intención de articular una candidatura de su espacio político para las generales, pero el debate en el seno interno de la CUP y en el consejo político dirimió que no se presentaran. Tras ello, Poble Lliure dio un paso al frente y decidió presentar la candidatura. También Procès Constituent estudia con sus bases qué candidaturas apoyar, algo que La Forja hará este viernes.

La CUP emplazó a las bases a mantener un debate “calmado” tras el movimiento de Poble Lliure para reflexionar qué relación mantener con la formación, que se constituyó como partido en otoñó de 2017. Por ahora no hay asambleas ni reuniones para abordar la cuestión.





Fuster negó que vaya a ver “una escisión” o que haya “mala relación” con los demás actores de su espacio, cuyo grupo más destacado es Endavant, que se posicionó en contra de ir a las urnas el 28-A. “Estamos en conversación permanente con la CUP para que haya debate interno”, detalló el portavoz de Poble Lliure, que admitió que vería con buenos ojos recibir el apoyo de la CUP, aunque dejó claro que no forzarían ese escenario.








Fuente: LA Vanguardia

Comentar

Click here to post a comment