consultor seo


Era todo menos una falsa alarma. Cuando la policía reaccionó a una llamada de advertencia en un banco situado en el famoso centro de diamantes de Amberes, encontraron que la puerta aún estaba cerrada. Solo después de entrar por la fuerza descubrieron la audacia del robo que había tenido lugar: unas 30 cajas de depósito vacías, un agujero en el suelo, un túnel hacia la alcantarilla.

Es un misterio digno de una película de Hollywood. Aunque hasta ahora la policía no ha podido cuantificar lo que se llevaron el ladrón o los ladrones, los clientes se amontonaron haciendo cola en la puerta del centro para averiguar si sus cajas se habían vaciado. ”Estamos investigando el tamaño del robo y no podemos proporcionar más información”, dijo la oficina del fiscal en un comunicado.






La policía no ha podido cuantificar hasta el momento lo que se llevaron el ladrón o los ladrones

Lo que está claro es que el atraco fue tan atrevido como peligroso. Primero, un túnel tenía que ser excavado desde una casa a varios cientos de metros, a través del sistema de alcantarillado. Luego, hubo que hacer un movimiento a través de las claustrofóbicas alcantarillas de menos de un metro de ancho que en cualquier momento se podía llenar con agua o vapores nocivos.

Después tuvieron que cavar un segundo túnel para subir a la bóveda de la sucursal de BNP Paribas. Todo ocurrió durante el fin de semana, por lo que el autor o los perpetradores quizás tuvieron algo más de tiempo. Según el fiscal, el equipo de seguridad del banco llamó sobre la 1:34 de la madrugada.

ginsengman

No cumples, No das la Talla, Prueba Ginseng Men. Envío Gratuito

segunda
Cordón policial frente al Diamond Center de Amberes
(AFP)

Cuando llegó la policía, vieron que la bóveda estaba “aún cerrada, pero la alarma estaba activada”. Una vez abierto, encontraron el “agujero en el suelo”. Con la ayuda del departamento de extinción de incendios revisaron el sistema de alcantarillado en el vecindario hasta que encontraron el segundo túnel.

”Por el momento, no se puede detener a ningún sospechoso”, dijo el fiscal en una declaración. Los clientes del banco no pudieron verificar de inmediato si sus cajas de depósito estaban involucradas. Este robo recordó otro que tuvo lugar en Niza en verano de 1976 cuando la “cuadrilla de alcantarillado” limpió 339 cajas de seguridad en el banco Societe Generale.





El Diamond Center de Amberes ya fue asaltado en 2003 por una banda de atracadores italianos que se hizo con un botín de 100 millones de euros. El botín jamás fue recuperado aunque sí que se detuvo al cabecilla de la operación, Leonardo Notarbartolo, que fue condenado a diez años de cárcel.


El Diamond Center de Amberes ya fue asaltado en 2003 por una banda que se hizo con un botín de 100 millones









Fuente: LA Vanguardia