Volkswagen sigue ampliando su nueva familia de eléctricos ID y ahora le ha tocado el turno a los SUV, un segmento en el que presenta el ID.4, un todocamino de 4,58 metros que puede recorrer hasta 520 kilómetros con una sola recarga.

Tras el compacto ID.3, que ya está a la venta, el ID.4 es el segundo modelo que la marca fabrica con la plataforma modular de propulsión eléctrica (MEB) y llegará al mercado a finales de este año.

Según explica Volkswagen, los SUV son los vehículos más populares en Estados Unidos y China, ya que ofrecen buenos niveles de visibilidad, seguridad y confort. Además en Europa, y concretamente en Alemania, las cuotas de mercado de los todocaminos no paran de crecer.

El Volkswagen ID.4 monta una batería de 77 kWh

Para todos estos clientes es para los que Volkswagen lanza el ID.4, que monta una batería que almacena hasta 77 kWh de energía (neta) y permite alcanzar autonomías de hasta 520 kilómetros (según el ciclo de homologaciones WLTP).

Va colocada debajo del compartimento de los pasajeros, lo que le da al coche un centro de gravedad bajo que redunda en la estabilidad en marcha.

En un punto de recarga rápida se puede obtener en 30 minutos energía suficiente para recorrer hasta 320 km.

Motor de 204 CV y aceleración de 0 a 100 km/h en 8,5 segundos

.El motor eléctrico va colocado en el eje trasero y genera 150 kW (204 CV), una potencia que permite al ID.4 acelerar de 0 a 100 km/h en 8,5 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 160 km/h.

Al tratarse de una carrocería SUV (la distancia al suelo es de 21 centímetros) ofrece un interior muy versátil en el que se ha dado más espacio a los pasajeros, que disponen de un maletero de 543 litros, que puede ampliarse hasta los 1.575 litros.

Destaca la ausencia de botones e interruptores físicos, puesto que se ha optado por dos pantallas (una de ellas mide 12 pulgadas y es táctil) y el control por voz, que se activa con la frase «Hello, ID (hola, ID)», que se pueden complementar con el hea-up display de realidad aumentada (para indicarnos que debemos girar proyecta la flecha exactamente sobre el carril correcto).

Otro elemento fundamental es el navegador Discover Pro que ofrece a bordo los servicios We Connect Start de la marca, que destaca que los clientes pueden bajarse actualizaciones para el coche después de haberlo comprado.

Diseño musculoso y fluido con llantas de 21 pulgadas

Exteriormente, en el ID.4 nos encontramos con llantas de 21 pulgadas y un aspecto muy moderno para el que la marca se ha inspirado en la naturaleza. Desde la versión básica se montan faros delanteros que están equipados con diodos electroluminiscentes (una tecnología que sí se aplica al 100% en los pilotos traseros).

En la versión tope de gama, los faros son matriciales LED interactivos y dan la bienvenida a los conductores, además de generar un haz de luz principal con control inteligente.

Al nuevo Volkswagen ID.4 -cuya producción se hace con un balance neutro de carbono- le acompañará un paquete completo para una carga «cómoda, conectada y sostenible» bajo el nombre We Charge.

Si además procede de fuentes renovables, el ID.4 seguirá siendo neutro en carbono durante la conducción, según el fabricante alemán, que tiene previsto invertir 11.000 millones de euros en movilidad eléctrica hasta 2024, como parate de la estrategia «Transform 2025+».




Fuente: Agencia Efe

A %d blogueros les gusta esto: