Iker Casillas recibió el alta hospitalaria este lunes tras pasar varios días ingresado por el
infarto que sufrió el pasado miércoles
en un entrenamiento con el Porto. El portero español atendió a los medios a la salida del hospital, pero cuando llegó a su casa, tuvo un detalle con sus seguidores en las redes sociales.

El guardameta compartió un breve vídeo en el que agradeció repetidamente las muestras de apoyo recibidas en los últimos días y se mostró muy emocionado. “Gracias, gracias y mil veces gracias”, dijo Casillas, “gracias por la preocupación, gracias por los mensajes, he estado al tanto de todo”.





“Sólo deciros que un fuerte abrazo, y que estoy súper emocionado por todas las muestras de cariño que me habéis dado. Ahora a recuperarse, que es lo que toca, pero todo está bien y en calma. Un abrazo grande”, concluyó el portero. El futuro de Casillas como profesional está en el aire, pero de momento, el español se centrará en volver a la normalidad después de someterse a un cateterismo.




Fuente: LA Vanguardia

A %d blogueros les gusta esto: