El Real Madrid busca sellar con un triunfo su pase a octavos de final tras un turbulenta fase de grupos de la Liga de Campeones, ante un PSG que certificaría su primer puesto puntuando en el Santiago Bernabéu, donde nuevamente aterriza el deseado Kylian Mbappé.

Es el sueño del madridismo. El nuevo astro del fútbol mundial. El jugador que en unos años «dominará el mundo» según Eden Hazard y del que está «enamorado» Zinedine Zidane. Los elogios se agotan desde el bando blanco para un rival al que pronto desean ver como nuevo referente del Real Madrid. El deseo que Kylian confesó de niño y que su presente aleja, ejerciendo el liderazgo de un PSG que encara un año más el reto pendiente de conquistar la Liga de Campeones.




Fuente: Agencia Efe

A %d blogueros les gusta esto: