Un equipo desinfecta una estación de metro en Seúl, Corea del Sur. En vídeo, declaraciones del alcalde de la ciudad. AHN YOUNG-JOON (AP) / VÍDEO: REUTERS-QUALITY

Los casos de coronavirus en Corea del Sur se multiplican cada día. Las autoridades surcoreanas informaron el viernes de 100 nuevos contagios, que elevan la cantidad total de enfermos de Covid-19 a 204.

El primer ministro surcoreano, Chung Sye-kyun, describió la situación en el país como una “emergencia” y aseguró que se reforzarán las medidas contra la propagación del virus. Corea del Sur se ha convertido en apenas dos días en el segundo mayor foco de infecciones tras Japón. En este último país, no obstante, el alto número de casos se debe a los más de 620 contagios a bordo de un crucero anclado en el puerto de Yokohama.

De los nuevos 100 contagios en Corea del Sur, 85 son feligreses que atendieron acudieron a un acto religioso el pasado domingo en Daegu, una ciudad de 2,5 millones de habitantes situada a 240 kilómetros al sureste de la capital, Seúl, en el Templo del Tabernáculo del Testimonio, perteneciente a la Iglesia Shincheonji (Nuevo Cielo y Nueva Tierra), según Yonhap. Se trata de una especie de secta religiosa fundada en 1984 por el surcoreano Lee Man-hee, considerado por el grupo un enviado de Jesucristo.

Se cree que el origen del foco es una mujer de 61 años, descrita como “paciente 31” y lo que las autoridades sanitarias definen como un “supercontagiador”. En total, unos 100 contagiados tienen vínculo con esta paciente. Este viernes, todavía más de 400 miembros del templo, que ha quedado cerrado, presentan síntomas y están siendo examinados, según el alcalde de la ciudad.

Corea del Sur confirmó el jueves la primera víctima mortal debido al coronavirus, un hombre del condado de Cheongdo, limítrofe con Daegu. La “paciente 31” también había visitado Cheongdo.

En consecuencia, las autoridades surcoreanas han declarado Daegu, la cuarta ciudad más grande del país, y Cheongdo “zonas de cuidado especial”, y han pedido a sus vecinos que se queden en sus casas. “Es urgente encontrar a la gente que ha estado en contacto con los infectados”, afirmó el primer ministro. Asimismo, subrayó que el Gobierno está preparando más camas en los hospitales y aumentando el equipamiento y personal médicos para prepararse ante la expansión local del virus.

“Hasta ahora, el Gobierno se había centrado en frenar las infecciones que vengan de fuera, pero ahora la prioridad es prevenir que el virus se expanda localmente”, añadió.

Nuevo repunte de casos en China

La Comisión Nacional de Salud de China informó este viernes de 892 nuevos contagios y 118 muertes, un día después de que se registrara la cifra más baja de infecciones en un día (394) desde el bloqueo de Wuhan, epicentro de la epidemia, el 23 de enero.

Hasta 411 de los nuevos casos y 115 de los últimos fallecimientos han tenido lugar en Hubei, provincia a la que pertenece Wuhan. En total, las víctimas mortales ascienden a 2.239 y los contagios a 75.567. Por primera vez, el número de pacientes recuperados en un día supera los 2.000, llegando a 2019 este viernes.

Las autoridades de Hubei volvieron a cambiar el criterio de diagnóstico el miércoles, incluyendo solo como afectados a aquellos que dan positivo en una prueba de ácido nucleico. La semana anterior habían decidido integrar también a los pacientes que presentaran señales de neumonía en exámenes de escáneres por tomografía, lo que hizo que en un solo día se multiplicaran por 10 los casos.

Último día de desembarcos del ‘Diamond Princess’

Centenares de pasajeros del Diamond Princess, el crucero anclado en el puerto nipón de Yokohama desde comienzos de febrero a raíz del hallazgo de un caso de coronavirus, abandonan este viernes el barco. Se trata del último día de desembarcos programado por las autoridades niponas, tras finalizar la cuarentena de dos semanas impuesta a las más de 3.700 personas a bordo.

En este periodo, más de 620 han resultado contagiadas, suscitando críticas acerca de la gestión japonesa. Muchos pasajeros, de más de 50 nacionalidades, tendrán que hacer una nueva cuarentena a su regreso a sus países. Los japoneses, alrededor de la mitad del pasaje, pueden en cambio volver a sus hogares sin restricciones. Por su parte, los tripulantes que aún continúan en el barco (más de 1.000 inicialmente, aunque muchos resultaron contagiados y están en hospitales) iniciarán dentro una nueva cuarentena a partir del desembarco del último pasajero.

Primeros tres contagios en Italia

Un hombre de 38 años de Codogno, a unos 60 kilómetros de Milán, ha dado positivo este viernes de coronavirus y se encuentra hospitalizado en aislamiento en un centro de Milán, gravemente enfermo. Su esposa, una profesora de instituto embarazada, y un amigo, también han sido contagiados. Se trata de los primeros casos de italianos afectados.

El hombre, que nunca ha viajado a China, se reunió con un amigo recién llegado del país asiático. Sin embargo, los médicos están intentando determinar si ese fue el momento del contagio, ya que el encuentro fue a finales de enero y ya ha transcurrido un periodo de tiempo superior al de incubación del virus.

Las autoridades locales invitan a la población de Codogno a quedarse en casa y evitar contactos sociales, mientras se realizan pruebas también a los compañeros de trabajo del hombre afectado. Más de 60 personas que en los pasados días estuvieron en contacto con él están en cuarentena.




Fuente: El Pais

A %d blogueros les gusta esto: