El banquero Emilio Ybarra, que fue presidente del BBV de 1990 a 1999 y copresidente del Banco Bilbao Vizcaya Argentaria entre 1999 y 2001, ha fallecido este miércoles a los 82 años en un hospital de Madrid. Ybarra, nacido en San Sebastián en 1936, sufrió un derrama cerebral el lunes pasado y fue ingresado por urgencias. Pese a ser operado ayer, este miércoles falleció poco antes de las 14 horas. El funeral está previsto para el próximo viernes a las 13 horas en la parroquia de Nuestra Señora de las Mercedes, en Getxo. 

Ybarra pertenecía a una familia vinculada a la banca y el mundo empresarial de Neguri, en Bizkaia. Era un gran exponente de las grandes familias de banqueros, con gran arraigo industrial, un modelo que ahora ha desaparecido entre las más relevantes entidades europeas.

Licenciado en Derecho por la Universidad de Valladolid y en Ciencias Económicas por la Comercial de Deusto. Su carrera profesional comenzó como gerente de Orconera, la empresa que gestionaba las principales minas de hierro de Bizkaia, pero se desarrolló en el Banco de Bilbao, en el que fue consejero, luego consejero delegado y posteriormente vicepresidente bajo el mandato de José Ángel Sánchez Asiaín. Antes de llegar a ocupar tan altos cargos, fue director de sucursal del Bilbao en Las Arenas (Bizkaia), la localidad donde ha vivido gran parte de su vida, a caballo con Madrid, junto con su familia.

La familia Ybarra ha estado siempre ligada al banco. Su tatarabuelo paterno, Gabriel de Ybarra y Gutiérrez de Caviedes, fue uno de los fundadores en 1856 del Banco de Bilbao, una entidad clave que explica el desarrollo empresarial e industrial del País Vasco. Tras la fusión del Bilbao y el Banco Vizcaya, presidió la entidad resultante (BBV) desde el 21 de enero de 1990. Posteriormente, tras la fusión con Argentaria fue copresidente del BBVA entre 1999 y 2001, junto a Francisco González.

Ybarra dimitió como copresidente del BBVA el 15 de diciembre de 2001. Tres meses más tarde el Banco de España abrió expediente a la entidad por ocultar durante trece años una cuenta en el paraíso fiscal de Jersey, que llegó a tener 19,2 millones de euros. El BBVA fue sancionado con tres millones de euros por las cuentas, que estaban destinadas, en parte, a complementar fondos de pensiones para los altos directivos del BBV. 

Absolución en 2006 por Jersey

En noviembre de 2006, el Tribunal Supremo absovió a Ybarra de la apropiación indebida por la que fue condenado por la Audiencia Nacional a seis meses de cárcel tras constituir 21 fondos de pensiones en el conocido como caso Alico.

El alto tribunal consideró que el consejo de administración del banco le otorgó plenos poderes para crear esos fondos en enero del 2000 después de que los sueldos de los exconsejeros del BBV fueran rebajados y aumentados los de Argentaria. Por ello, los magistrados entendieron que Ybarra actuó de acuerdo con la ley y a los estatutos de la entidad, y que no causó un perjuicio patrimonial al banco.

El Supremo valoró que el dinero para crear esos fondos de pensiones estuviera en una cuenta secreta en Jersey. El Supremo absolvió a los otros cuatro directivos que también estaban acusados.

La famila Ybarra controla el grupo de comunicación Vocento, editora del El Correo y Abc. Ybarra era además consejero de Tubos Reunidos y Corporación Financiera. Académico de Número de la Real Academia de Ciencias Económicas y Financieras, también era caballero de La Real Maestranza de Caballería de Zaragoza. 




Fuente: El Pais

A %d blogueros les gusta esto: