Estados Unidos se expresó este lunes «profundamente preocupado» por el desarrollo de las elecciones en Bielorrusia, donde la oposición se ha negado a reconocer el triunfo del presidente del país, Alexandr Lukashenko, y consideró que «no fueron ni libres ni justas».

«Las graves restricciones al acceso de los candidatos a la votación, la prohibición de observadores locales independientes en los colegios electorales, las tácticas de intimidación empleadas contra los candidatos de la oposición y las detenciones de manifestantes pacíficos y periodistas empañaron el proceso», señaló el secretario de Estado, Mike Pompeo, en un comunicado.




Fuente: Agencia Efe

A %d blogueros les gusta esto: