El central brasileño Diego Carlos Santos Silva se ha destapado en el Sevilla, al que llegó este verano después de un periplo por equipos de su país y, ya en Europa, en Portugal y Francia, como una fortaleza en la defensa y con capacidad para aprovecharse de su corpulencia física en las jugadas de estrategia en el ataque.

Diego Carlos ha sido una de las apuestas de este curso del director deportivo sevillista, Ramón Rodríguez ‘Monchi’, quien tiene un caladero en el fútbol francés que habitualmente le da buenos resultados, como es el caso de este jugador que el próximo marzo cumplirá 27 años y que no había destacado en su carrera por Europa, hasta el punto de que hasta ahora no ha sido internacional con la selección brasileña, algo que parece que se baraja para próximas convocatorias.




Fuente: Agencia Efe

A %d blogueros les gusta esto: