En foto, Isabel Díaz Ayuso en la casa de correos. En vídeo, Díaz Ayuso habla sobre Avalmadrid. FOTO: GTRES VÍDEO: ATLAS

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha reconocido este lunes que contactó con Avalmadrid para interesarse por el aval de 400.000 euros que había recibido una empresa participada al 25% por su padre, y que nunca se devolvió. Como adelantó EL PAÍS, la política popular mantuvo un intercambio de correos de varios meses con directivos de la entidad semipública. En paralelo, se convirtió en diputada autonómica. Finalmente, antes de que se produjera el primer impago de ese crédito, Díaz Ayuso aceptó la donación de la vivienda familiar, que así quedó fuera del alcance de posibles acreedores.

«Pidieron un crédito, y la empresa después se arruinó. La casa de la que tanto hablan es la casa en la que se crio mi madre, la casa en la que me he criado yo con mi hermano… no sé qué pretenden que hagamos mi madre y yo ¿nos podemos ir debajo de un puente?», ha dicho la presidenta de la Comunidad de Madrid durante una entrevista en Telecinco. «Yo pregunté con qué persona podía hablar para que se le solicitara un crédito a esa empresa, pero yo no he mediado, no he presionado, yo no era nadie. No ha habido ningún trato de favor», ha seguido. «No tenía ningún tipo de poder político», ha recalcado, pese a que contactó con Avalmadrid gracias a la intermediación de un alto cargo de la Comunidad. «Pregunté, simplemente, con qué persona podía hablar para que, a su vez, si se daban las garantías, esa compañía pudiera ser, o no, avalada», ha añadido. Y ha reconocido: «Mi padre ya estaba de baja médica, sabía que estaba enfermo, que no iba a durar mucho, y le preocupaba que el poco patrimonio que tenía, lo heredáramos».

Díaz Ayuso ha rechazado repetidamente las peticiones de información planteadas por EL PAÍS sobre el polémico aval. Además de la vivienda familiar, la presidenta de la Comunidad de Madrid habría aceptado la donación de un porcentaje de las participaciones de la sociedad paterna, según adelantó Infolibre. Esa donación se habría producido después de los primeros impagos del crédito de 400.000 euros avalado por AvalMadrid.

La operación había despertado dudas incluso dentro de Avalmadrid. Así, el ente semipúblico dio el visto bueno a que MC Infortécnica recibiera un aval de 400.000 euros con la contraprestación principal de una nave del padre de Díaz Ayuso escriturada por 26.000 y tasada en 213.000.

«El inmueble no cumple la actual normativa urbanística», advertían los tasadores tras visitar la nave, situada en un polígono industrial de Sotillo de la Adrada (Ávila). «Existe la posibilidad de que parte del inmueble sea derribado sin que el propietario pueda reclamar indemnización alguna».

El PSOE, Más Madrid y Unidas Podemos Madrid en Pie han pedido repetidamente explicaciones a la presidenta, que considera la polémica como un asunto personal con el que se está intentando separarle de sus socios políticos (Ciudadanos y Vox). Ante la falta de respuesta, los socialistas buscan apoyos para impulsar una comisión de investigación sobre Avalmadrid, como adelantó este diario.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram




Fuente: El Pais

A %d blogueros les gusta esto: