El italiano Lorenzo dalla Porta (Honda) se adjudicó la victoria en el Gran Premio de Japón de Moto3 que se disputó en el circuito Twin Ring de Motegi y literalmente sentenció la pelea por el título mundial de la categoría de 2019 beneficiado por la caída y posterior retirada de su único rival, el español Arón Canet (KTM).

Canet se fue por los suelos en el decimocuarto giro cuando estaba con el grupo de cabeza y muy a su disgusto tuvo que retirarse, dejando el camino expedito a su rival, quien supo aprovechar la oportunidad para lograr su segunda victoria de la temporada, que le permite aumentar la ventaja en la provisional del mundial hasta los 47 puntos, lo que le sitúa en una posición óptima para proclamarse campeón del mundo con sólo sumar tres puntos más que el español en la carrera de Australia, la próxima semana.




Fuente: Agencia Efe

A %d blogueros les gusta esto: