Hacer balance de las cosas más relevantes que nos han ocurrido es una costumbre al acabar el año. En Laboratorio de felicidad hemos realizado ese ejercicio, por eso recuperamos los artículos que más han gustado a los lectores y aquellos que se han compartido en más ocasiones en las redes sociales a lo largo de 2019. La mayoría de ellos giran en torno a cuatro temas: el autoconocimiento, el éxito, el trabajo y la educación.

El autoconocimiento es clave para la felicidad, para sentirse realizado y para alcanzar la satisfacción personal. Nuestra mente encierra trampas, pero también amplias posibilidades. Solo hace falta saberlas reconocer. Varios de los artículos más valorados han incidido sobre este asunto, aunque desde diferentes puntos de vista. Somos capaces de crear nuevas neuronas a cualquier edad fue uno de los textos más compartidos en la historia de este Laboratorio. El artículo pone de manifiesto la importancia del deporte y cómo su práctica ayuda a generar tejidos cerebrales.

Eres lo que te dices. La ciencia del diálogo y La mente nos engaña y no nos damos cuenta aportan claves para conocer nuestra mirada y nuestra conversación. Cómo identificar a los saboteadores de tu vida es un texto que ayuda a poner límites a aquellos agentes externos que nos dañan. Otro artículo que generó mucha repercusión y que recogía un provocador estudio fue ¿Homófobo? Quizás seas homosexual, donde se abordaba la posibilidad de que la homofobia podría estar producida por la represión que ciertas personas hacen de sus propios deseos.

El éxito es uno de los objetivos de muchas personas. Es cierto que el concepto de éxito es muy relativo. La mayoría lo asocia al triunfo social, sin embargo, existe otro apartado más íntimo y silencioso, como el de la realización personal. En cualquier caso, vale la pena reflexionar sobre cuáles son los facilitadores que nos permiten alcanzarlo. De eso han tratado varios artículos a lo largo del año. Entre los que más destacan se encuentran Así es la fórmula para tener la vida que quieres, Seis indicadores de verdadero éxito o El consejo del hombre más rico del mundo para que consigas tus objetivos. Todos ellos ponían el foco en aquellas posibilidades que estaban en nuestras manos, a nuestro alcance. Hubo otro artículo que se centró en el impacto del contexto para lograr el éxito: Por qué nacer a principios de año nos ayuda a triunfar. Una explicación científica.

Cuando estamos en edad laboral, el trabajo suele inquietarnos mucho, sobre todo cuando las cosas no van como esperábamos. Si los problemas los tenemos en casa, el trabajo nos sirve en ocasiones para olvidarnos de ellos de forma temporal. Sin embargo, cuando estamos fastidiados a nivel laboral es habitual llevar esa incomodidad a la vida privada. Por eso es tan importante un empleo que nos motive (además de que nos permita subsistir y realizarnos personalmente). Tres artículos han destacado por encima de los demás en este asunto. En Qué hacen los buenos jefes. El triángulo del liderazgo vimos las cuatro grandes habilidades de los mejores gestores de personas. Tres preguntas para saber qué talento tienes nos ayudaba a separar talento y potencial. Por último, hubo otro artículo relacionado con jefes que tuvo gran éxito: Dime cómo se comporta tu jefe y te diré qué mentalidad tiene. El texto analiza los dos tipos de mentalidades posibles a la hora de dirigir personas.

El asunto de la educación es otro de los temas que más expectación ha causado. Para quienes somos padres o educadores se trata de una responsabilidad y de una preocupación: dar la mejor educación posible a los niños o los adolescentes. Es un reto constante. Los artículos más comentados sobre la materia han sido El cerebro de los adolescentes, que realiza un análisis de este órgano desde la perspectiva de la neurociencia; Cuatro formas de generar emociones positivas en casa, con trucos sencillos para desarrollar en nuestro día a día; y Cómo cambiar el sistema educativo para transformar el mundo, que incluye una entrevista con el psiquiatra chileno Claudio Naranjo, tristemente fallecido apenas cinco días después de la publicación del artículo.

En el texto de la semana pasada proponíamos nueve lecturas capaces de ayudarnos a ser más felices, a conocernos mejor o a superarnos profesionalmente. Se trataba de una brevísima selección de libros, pero hay más. Algunos lectores recomendaron diferentes títulos a través de una pregunta que lancé en mi perfil de Twitter. Me gustaría agradecerles su aportación desinteresada. Nos vemos en 2020, un año que seguro nos traerá muchos momentos felices. En este laboratorio, seguiremos abordando las claves para conseguirlo.




Fuente: El país

A %d blogueros les gusta esto: