El Gobierno chino condenó hoy enérgicamente la aprobación, por parte del Senado de Estados Unidos, de la Ley de Democracia y Derechos Humanos de Hong Kong, que podría acarrear sanciones para aquellos que hubieran minado libertades en esta ciudad semiautónoma china.

«Esta ley obvia los hechos y la verdad, emplea un doble rasero e interfiere descaradamente con los asuntos Hong Kong, que son asuntos internos de China. Es una violación grave del Derecho Internacional y de las normas básicas que rigen las relaciones internacionales», afirmó hoy el portavoz del Ministerio de Exteriores chino Geng Shuang en un comunicado.




Fuente: Agencia Efe

A %d blogueros les gusta esto: