Una coalición de 16 estados liderada por California han presentado este lunes una demanda contra el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, para bloquear la declaración de “emergencia nacional” con la que el mandatario busca reunir fondos para construir un muro en la frontera con México sin el visto bueno del Congreso.

La demanda, a la que se han sumado entre otros los estados de Nevada, Nuevo México, Nueva York, Oregón, Hawái, Minesota, Colorado y Nueva Jersey, inicia un proceso judicial que probablemente se alargará por varios meses, durante los cuales se espera que el decreto de Trump permanezca bloqueado, por lo que la Casa Blanca no podría utilizar los fondos que ha planteado para construir la barrera fronteriza.





”Vamos a intentar evitar que el presidente viole la Constitución y la separación de poderes, que robe a los estadounidenses y a los estados un dinero que el Congreso había aprobado legalmente”, indicó Becerra.


Para acceder a los fondos con los que levantar el muro

Trump justificó la declaración de la emergencia nacional con el argumento de que hay una “invasión” de drogas y criminales a través de la frontera con México

La declaración de “emergencia nacional” permite a los presidentes de EE.UU. acceder temporalmente a una potestad especial para hacer frente a una crisis, y Trump la firmó el pasado viernes al asegurar que hay una “invasión” de drogas y criminales a través de la frontera con México que justifica tales medidas extraordinarias.

Con ese decreto, Trump pretende reunir 6.600 millones de dólares desviados de distintas partidas ya aprobadas por el Congreso, que se sumarían a otros 1.375 millones otorgados por el poder legislativo para construir la barrera fronteriza.

La oposición demócrata considera esa medida una interferencia “ilegal” en la potestad exclusiva del Congreso para determinar los presupuestos, y el mandatario ya pronosticó el viernes que la batalla por el tema llegará hasta el Tribunal Supremo.

La organización independiente Unión Estadounidense por las Libertades Civiles (ACLU, en inglés) también se propone demandar a Trump por su declaración, según adelantó el pasado viernes.


Los demócratas, tras el mismo objetivo






Mientras, la oposición demócrata planea impulsar una resolución destinada a invalidar el decreto de Trump, pero el mandatario podría vetarla, a no ser que los legisladores reúnan una mayoría de más de dos tercios en ambas cámaras.

El grupo activista Move On organizó hoy protestas en todo el país para urgir al Congreso a que frene la medida de Trump, y en Washington decenas de personas se concentraron ante la Casa Blanca para gritar “Ni muro ni miedo, este país es nuestro hogar”.








Fuente: LA Vanguardia

A %d blogueros les gusta esto: