A mediados de enero,
McDonald’s perdió el derecho exclusivo a usar la marca Big Mac

en Europa. Unas semanas después, Burger
King ya ha sacado tajada de la nueva situación, según ha publicado The Guardian. En Suecia, la cadena de comida rápida ha empezado a usar la denominación para reírse de su principal rival.

La nueva campaña de Burger King en el país escandinavo ha cambiado los nombres de sus hamburguesas por otros bastante curiosos: “Como un Big Mac, pero realmente grande”, “La hamburguesa que el Big Mac desearía haber sido”, “Como un Big Mac, pero más jugosa y más sabrosa” o “Cualquier cosa excepto un Big Mac”, son algunos de los platos que se pueden pedir en los establecimientos de la cadena en Suecia. Todo bajo el título “No son Big Mac’s”, que se lee en las pantallas de los restaurantes de Burger King.









“McDonald’s acaba de perder su marca registrada de Big Mac por demandar a un actor del mercado mucho más pequeño… es muy divertido para nosotros mantenernos alejados”, ha dicho el director ejecutivo de Burger King en Suecia, Iwo
Sakowski. Y es que no es la primera vez que la cadena de comida rápida se mete con McDonald’s. Y no será la última.

En la disputa que se cerró este pasado enero, la Oficina de Propiedad
Intelectual de la Unión Europea (EUIPO) falló a favor de Supermac’s, una cadena de comida rápida con sede en Irlanda, y permitió que otras compañías empezar a usar la marca. Algo que al principal rival de McDonald’s le ha resultado muy apetitoso.








Fuente: LA Vanguardia

A %d blogueros les gusta esto: