El año pasado era el novato que representaba a España. Este entró como reserva después de que dos participantes no pudieran viajar a Madrid para disputar la final. Hoy es el campeón internacional de la Batalla de los Gallos de Red Bull. Javier Bonet (Madrid, 21 años), Bnet como MC -como se le llama a los raperos en estas contiendas- ganó este sábado con un estilo atípico: sereno, sin muchos alardes de chulería agresiva y buscando ser conciso en esus palabras.

Lo que marca las rimas y la actitud de Bnet es algo que ya venían defendiendo otros raperos y que ha calado en la nueva escuela: atacar al rival, sí, pero sin acudir a vulgaridades o al insulto fácil. Buscan apuñalarse con versos que desmenucen al otro, mencionando la torpeza en su improvisación o la vergüenza de perder cuando representas a tu país. Dejan a las madres tranquilas y evitan las menciones machistas, cada vez más contadas, aunque este sábado resonaron algunas burlas que hacían referencia a la feminidad de los rivales. Pero no importa lo que se lancen, al terminar cada ronda se abrazan y se piden aplausos mutuos por el esfuerzo.

Ayer Bnet estuvo más lúcido que su rival de la final, el colombiano Valles-T, que sorprendió con su ingenio y sobre todo con el ritmo, pues fue uno de los que mejor supo jugar con las bases que le lanzó el Dj. El español partía con una ventaja importante, el apoyo del público. Claro que lo mismo le ocurría al otro español, Zasko, y se quedó en cuartos. Los freestylers suelen intentar hacer algún guiño al país de acogida y las referencias al fútbol fueron continuas, pero Bnet se metió hasta los barrios de su ciudad. Alardeó de más conexión con las 17.000 personas que abarrotaban el WiZink Center –las localidades se vendieron en menos de 24 horas- y que permanecieron más de tres horas brazo en alto para jalear a los gallos.

A esta batalla han llegado 16 contrincantes, tres directos desde la final del año anterior y el resto sacados de las finales regionales y nacionales de los países participantes. Por primera vez, Estados Unidos ha tenido representación. Los jueces puntúan el ritmo y la lírica, pero también que no se avasalle físicamente al rival.

Una de las batallas más esperadas era la que enfrentaría a dos de los campeones favoritos, el mexicano Aczino (se lee asesino) y al argentino Wos. El sorteo inicial quiso que se encontraran en la primera ronda, dejando al público tibio al perder tan rápido a uno de los grandes, en este caso, el porteño. Azcino acabó quedando tercero, con lo que tiene la plaza guardada para el próximo año.

Bnet dedicó su victoria “a todos los Mc que empezaron en la calle” y a su yo de antes: “Mi mayor motivación hoy era mi gente, de alguna manera ha sido como cerrar una etapa”. Así se une a otros raperos españoles como Rayden o Arkano -que formó parte del jurado-, que también se hicieron con el título de campeones internacionales. Como ellos, el nuevo campeón no descarta carrera musical, aunque, aseveró, todavía no sabe qué hará.




Fuente: El Pais

A %d blogueros les gusta esto: