Isabel Díaz Ayuso intenta contener en público la tensión que se generó este martes en su gobierno de coalición de PP y Ciudadanos en la Comunidad de Madrid. «No se debe confundir lealtad con complicidad. No vamos a parar hasta levantar todas las alfombras de la Comunidad de Madrid, le pese a quien le pese… y caiga quien caiga», escribió este miércoles por la mañana en Twitter Ignacio Aguado, cuyo partido decidió este martes apoyar la comisión de investigación sobre Avalmadrid en la Asamblea, que han puesto en marcha PSOE, Más Madrid y Unidas Podemos y afecta directamente a la presidenta de la Comunidad. «Voy a ser fiel compañera del señor Aguado», ha respondido Ayuso, que rechaza hablar de tuits y solo quiere hablar «en positivo» de su socio.

«La izquierda española es una maquinaria de destrucción del adversario en lo político y lo personal», ha respondido Ayuso a los medios en una comparecencia tras su primera reunión institucional con el alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida. «Aguado o Rivera pasarán por esa máquina y quiero que sepan que yo estaré a su lado, les pienso ayudar y les apoyaré porque confío en ellos; y porque confío en ellos hemos pactado un gobierno», ha añadido.

Ayuso asegura que no se siente «aludida» en el aviso de Aguado de «caiga quien caiga». Advierte sin embargo de que la investigación que ha apoyado su socio de gobierno es «una comisión circo, de la que hay incluso dudas jurídicas», porque la entidad no es un organismo público sino un ente autónomo. La presidenta dice además que tiene sus «dudas» sobre las conclusiones que se obtengan porque no ve en Ángel Gabilondo (PSOE) ni en Íñigo Errejón (Más Madrid) otra voluntad que poner trabas en el gobierno autonómico.

Vox, cuyos votos sirvieron para que Ayuso lograse la presidencia, ha anunciado este miércoles que también se unirá a la Comisión. Están en duda los avales concendidos por esta entidad semipública entre 2007 y 2018. En 2011 facilitó un crédito de 400.000 euros a una empresa participada por el padre de Ayuso que no se devolvió. Para la presidenta de Madrid, «en España hay ahora mismo otros problemas», como la recesión y el Brexit. «Lo que quieren los ciudadanos es certidumbre, seguridad», ha señalado. «Todo lo que sea sacarnos de ese camino, me parece un error».

Tanto Ayuso como Almeida han evitado profundizar en las diferencias con Ciudadanos. El alcalde de Madrid ha asegurado que «la relación en el Ayuntamiento es de lealtad».

Aguirre y Cifuentes

La presidenta de la Comunidad de Madrid, que ha trabajado estrechamente con sus predecesoras Esperanza Aguirre y Cristina Cifuentes, ha manifestado su deseo de que ambas sean desimputadas, después de que el juez haya decidido investigarlas por su presunta participación en el caso Pública. «Ha habido muchas personas que han sido imputadas y después han sido desimputadas. Yo espero que eso suceda», ha manifestado Ayuso.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram




Fuente: El Pais

A %d blogueros les gusta esto: