Tecnología

Asus presenta el ‘convertible’ más delgado del mundo | Tecnología


El nuevo ZenBook Flip S.

En una presentación corta, sin rodeos y alejada de la parafernalia propia de las marcas asiáticas, Jonney Shih, presidente de AsusTeK Computer mostró con el entusiasmo y energía que lo caracterizan la completa renovación que han realizado en sus portátiles y convertibles este lunes en Taipei. 

Casi gritando, Shih presumió de la delgadez y ligereza de los nuevos portátiles de la gama ZenBook y VivoBook. También de sus especificaciones y precio, ya que todos ofrecen, asegura, un gran rendimiento a un precio comedido. 

“En Asus detectamos tres segmentos importantes en el mercado de PC, y en donde tenemos presencia: los ordenadores para jugar, los delgados y ligeros, y los destinados a educación”, dijo Jerry Shen, consejero delegado de Asus en una entrevista para EL PAÍS. “En todos ellos, la clave es el rendimiento y las funciones que yo llamo, incorrectamente, Windows Plus como Cortana o el sistema de reposo superrápido que hace posible usar el portátil como si fuese un smartphone“. 

El más destacado es el ZenBook Flip S, que Asus dice es el convertible dos en uno más delgado del mundo (10,1 mm de grosor y 1,1 kg de peso). Cuenta con una pantalla que puede rotarse 360 grados y que gracias a un curioso sistema de bisagras ajusta el teclado a un ángulo óptimo para escribir. Este convertible ofrece la última generación de los procesadores Intel i7 y un disco duro de 1TB de gran velocidad gracias a su conexión PCI-express. La pantalla es de resolución 4K, como ya es habitual en los portátiles y convertibles de gama alta, y cuenta con un pequeño lector de huellas integrado en el propio trackpad, que sigue siendo algo pequeño en comparación con el de los nuevos MacBook de Apple. Estará disponible a partir de 1.099 dólares en septiembre. 

Para los profesionales y los entusiastas de los videojuegos, Asus lanzará un nuevo ZenBook Pro que usa, en su máxima configuración, el mejor procesador disponible para equipos portátiles de Intel junto a una tarjeta gráfica de gran potencia Nvidia (GTX 1050 Ti). Cuenta con una gran pantalla de 15,6″ de resolución 4K, pero la compañía taiwanesa ha logrado reducir bastante los marcos, así que se asemeja a un portátil de 14 pulgadas en tamaño. Pesa 1,8 kg y tiene 18,9 mm de grosor. A partir de 1.299 dólares en septiembre. 

El ZenBook 3 Deluxe es el portátil de 14 pulgadas más delgado del mundo, según Asus. Apenas 12,9 mm de grosor y 1,1 kg de peso han bastado a la marca para meter un procesador i7 de Intel, hasta 16 GB de RAM y 1TB de disco duro SSD. Cuenta con dos conexiones USB-C y un llamativo, aunque no para todos los gustos, chasis de aluminio cepillado anodizado en azul cobalto con detalles en dorado. A partir de 1.199 dólares, y llegará a España este verano. 

Por último, se presentaron en Taipei los portátiles de la gama VivoBook. El modelo Pro puede contar con un procesador de gama alta Intel i7 y la gráfica Nvidia GTX 1050 junto a una pantalla de resolución 4K. La principal pega de estos equipos es su sistema de almacenamiento híbrido con un disco duro mecánico y uno SSD, esto hace que el portátil no sea tan delgado y silencioso como el resto de las novedades. El VivoBook S15 tiene una pantalla Full HD y especificaciones menos punteras. Se pondrán a la venta con un precio de salida según configuración de 799 y 499 dólares respectivamente.

Un fabricante de hardware en la era del software 

El fabricante taiwanés sigue siendo uno de los principales actores del mercado de PC junto a Lenovo, Acer, HP y Apple. En los videojugadores ha encontrado un nicho en auge y rentable pese a la caída global del mercado. Pero Shen y el resto de ejecutivos de la compañía son conscientes de que el futuro estará orquestado por los algoritmos de inteligencia artificial. 

“En el futuro tal vez no concibamos los productos como simples ordenadores, sino como dispositivos personales de inteligencia artificial”, dijo Shen al ser preguntado por EL PAÍS por el papel que pueden desarrollar los fabricantes de hardware en una industria cada vez más dominada por el software. “Es importante para nosotros, pero queremos ir paso a paso. Hemos empezado con Zenbo, nuestro robot, y estamos aprendiendo mucho con él sobre el empleo de información”, explica. En sintonía con los avances que llegan desde Silicon Valley, el ejecutivo ve inminente un gran avance en la tecnología gracias al tratamiento masivo de datos y al desarrollo de algoritmos. 

Paso a paso también irán en los campos de realidad aumentada y virtual de la mano de Google. Su smartphone ZenPhone AR es un ejemplo, y el consejero delegado de la compañía espera que en cinco o diez años el hardware para disfrutar este contenido comience a desaparecer

Menos entusiasmado se mostró ante los smartwatches, un producto que Asus ha dejado a la espera de que se realicen “notables progresos en las baterías”. Shen reconoció abiertamente no usar uno, ya que es para él un incordio olvidarse de cargarlo. “Una semana de batería creo que podría servir, pero no un día”, concluyó. A su vez, cree que hace falta una aplicación rompedora más allá de la cuantificación de ejercicio físico. Aun así, Asus no ha cesado su división y sigue invirtiendo en su investigación y desarrollo. “Cuando su autonomía sea de más de una semana y pueda ser algo más que un accesorio del teléfono, creo que querremos estar de vuelta”, dice. “Seguimos invirtiendo e investigando, no hemos cesado la división. Debemos esperar”.




Fuente: El país

Comentar

Click here to post a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *